Acapulco, Guerrero.- Locatarios del mercado de la Sábana en Acapulco, exigen a la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) no demoler las instalaciones de esa central de abasto, en cambio, piden sean remodelaciones.

En conferencia de prensa, más de 35 vendedores externaron su inconformidad con el actual proyecto del gobierno federal.

"Al Presidente de la República le pedimos que de favor intervenga, porque queremos una cuarta transformación positiva, no queremos una transformación negativa, no buscamos confrontaciones, pero sí soluciones a nuestro problema. Lo que necesitamos es una nueva infraestructura, no demoliciones", expresaron.

Asimismo, Teodoro Urcino Castillo, uno de los comerciantes que rechazan las obras, pidió al gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo Flores y a la alcaldesa municipal, Adela Román Ocampo, revisar el proyecto, ya que aseguran que la construcción de un nuevo mercado no tardará solo tres meses -como se ha comprometido la Sedatu- por lo que consideraron que su economía se vería más afectada.

Detallaron que hasta ahora desconocen el monto de la inversión, sin embargo, dijeron que hoy mantendrán una reunión con los encargados.