México.- Los maestros disidentes llamados por la Fiscalía General de la República en Morelia para responder a la denuncia interpuesta por Kansas City Southern, por el bloqueo de las vías férreas en Lázaro Cárdenas, se reservaron su derecho a declarar con relación al delito de ataque a las vías de comunicación que se les imputa.

"Efectivamente se reservaron su derecho a declarar y ya estaríamos al pendiente de si el proceso continúa o qué sería la resolución. Ahorita únicamente lo que nos comentan es ataque a las vías de comunicación”, dijo Víctor Manuel Alvarado Villegas, secretario de Asuntos Jurídicos de la sección XVIII.

Tanto Isidoro como Juana Alicia y Roberto, los docentes imputados, aseguran no estuvieron en el lugar de los hechos como se menciona en la denuncia.

"Los momentos en que nos dicen que estuvimos en ese espacio, sobre todo la maestra Juanita que, pues ya tiene aproximadamente 10 días, 15 días aquí y hay fechas donde le señalan que estuvo allá. O sea, no hay pruebas fehacientes de que somos o por lo menos seamos responsables del bloqueo de las vías”, declaró Isidoro C., docente imputado.

Con estas órdenes de presentación ante la Fiscalía General de la República, se busca intimidar al magisterio, asegura Isidoro. El asesor jurídico de la Coordinadora, no ve posible un nuevo citatorio para los tres profesores de Lázaro Cárdenas, pero el expediente dijo, sí podría llegar a un juez.

Ya el agente del Ministerio Público definirá si envía la carpeta de investigación ante un juez o si se desecha de acuerdo a lo que se contenga el expediente”, indicó Alvarado.

Mientras se desarrollaba la comparecencia de los tres profesores de la Región Lázaro Cárdenas, en Pátzcuaro los docentes se retiraron de las vías férreas para abonar a que se restablezca esta misma semana la mesa tripartita; en Uruapan, el sector IX de la CNTE, identificado como el sector indígena, decidió continuar con su bloqueo.