#Orbis

Más de un millón tendrán que evacuar costas de EU por «Florence»

Florence tiene el potencial de provocar catastróficas inundaciones en zonas de la costa este ya anegadas por fuertes precipitaciones, y podría ser la peor tormenta en azotar la zona en varias décadas.

Por Redacción, 2018-09-11 09:43

México, AFP.-El huracán Florence avanzaba este martes con vientes de más de 220 km/hora hacia la costa este de Estados Unidos, donde se ordenó la evacuación de más de un millón de personas.

Los residentes fugaban en masa a medida que el huracán de categoría 4 se aproxima a la costa atlántica estadounidense, donde se espera que toque tierra entre jueves y viernes.

«Esta es una de las peores tormentas que azotará la costa este en muchos años», tuiteó el presidente Donald Trump. «¡Prepárense, tengan cuidado y estén seguros!», advirtió.

Florence tiene el potencial de provocar catastróficas inundaciones en zonas de la costa este ya anegadas por fuertes precipitaciones, y podría ser la peor tormenta en azotar la zona en varias décadas.

A las 09H00 GMT, el ciclón se encontraba 660 km al sur de Bermuda. Se espera que el ojo de Florence pase entre Bermuda y las islas Bahamas entre miércoles y jueves, señaló el Centro Nacional de Huracanes (NHC), con sede en Miami.

Los meteorólogos pronostican que Florence se fortalecerá en las próximas 36 horas, a medida que se desplaza hacia el oeste-noroeste a 24 km/h.

«Se prevé un mayor fortalecimiento y se espera que Florence sea un huracán de gran intensidad extremadamente peligroso a lo largo del jueves», indicó el NHC.

Evacuaciones

El gobernador de Carolina del Sur, Henry McMaster, ordenó la evacuación de un millón de residentes antes del posible arribo de Florence el jueves.

Las escuelas de 26 de los 46 condados del estado permanecerán cerradas desde el martes.

«Esto es un huracán de verdad», dijo el gobernador. «Las evacuaciones son inconvenientes, pero no queremos arriesgar una sola vida».

Su par del vecino estado de Carolina del Norte, Roy Cooper, ordenó la evacuación de los Outer Banks, barrera de islas destino de turistas, así como zonas del costero condado de Dare.

«Aquí en Carolina del Norte nos estamos preparando para un golpe fuerte», dijo el gobernador Cooper en rueda de prensa.

Añadió que Carolina del Norte se toma al huracán Florence «muy seriamente» y pidió a los ciudadanos que también lo hagan.

El presidente de la junta del condado de Dare, Robert Woodward, estimó que «esta es una tormenta enorme» y predijo lluvias entre 380 y 500 milímetros. «Nunca hemos visto una tormenta de este tipo acercarse a nosotros», agregó.

Los estados de Carolina del Norte y del Sur, así como el de Virginia, se declararon en emergencia para acelerar los planes de contingencia.

Las autoridades ordenaron la evacuación de más de 1,25 millones de habitantes que residen en las zonas costeras de los tres estados.

La gobernación de Virginia espera «inundaciones catastróficas, fuertes vientos y posibles amplios cortes de energía», en tanto advirtió que las inundaciones representan la peor amenaza.

Trump declaró la emergencia en los estados amenazados, lo que permite el envío de ayuda federal. El mandatario dijo que había hablado con los respectivos gobernadores y que «el gobierno federal está listo para asistir 24/7».

Fuertes precipitaciones durante el fin de semana en la zona de Washington ya provocaron inundaciones en la vecina Alexandria, Virginia, y el Servicio Nacional de Meteorología emitió un aviso de inundaciones para parte del río Potomac.

Preparativos

La Armada estadounidense indicó que se preparaba a enviar mar adentro a unos 30 buques estacionados en Virginia.

En Charleston, una vieja ciudad portuaria de Carolina del Sur, los residentes se disponían a llenar sacos de arena y comprar provisiones antes de que comience el éxodo masivo.

John Johnson, encargado de una ferretería en el centro, dijo a la AFP que la carrera por conseguir baterías, linternas, cubiertas de plástico y sacos de arena comenzó el viernes pasado. «No hemos parado», comentó.

La enfermera Barbara Mack llenaba sacos de arena con una pequeña pala en una instalación de obras públicas de Charleston, pero vio otro aspecto de la tarea: «Este es un buen ejercicio… probablemente el único ejercicio que tendré esta semana», bromeó.

Deborah LaRoche, una directora de servicios sociales y madre de dos hijos, dijo que con su esposo sopesan si evacuar su casa en la cercana Johns Island: «No importa lo que sucedió en las tormentas (previas). Esta es diferente», declaró.

Meteorólogos advierten que luego Florence podría permanecer estancada en tierra firme antes de disiparse, como lo hizo Harvey en Texas el año pasado, lo que aumentaría el riesgo de inundaciones.

#Orbis

Cae narco costarricense ligado al cártel del «Mayo»

Se trata del líder del autollamado “Movimiento Revolucionario del Crimen Organizado” (Moreco), conocido de manera pública en 2015 y ahora desmantelado con este arresto.

Por Redacción, 2019-08-16 15:23

México, (Notimex).- El narcotraficante costarricense José Efraín López Mendoza, con vínculos con el mexicano Ismael Zambada Garcia, “El Mayo”, fue arrestado por las autoridades locales en el marco de lo que se estima un nuevo tipo de amenaza para este país.

La detención se da en el marco de la “mexicanización” de los grupos criminales costarricenses, dijo el exfiscal general Jorge Chavarría citado por el sitio insightcrime.org.

López Mendoza, conocido como el “m-1”, fue detenido a principios de esta semana en una carretera cercana a san josé, con el cabello diferente a su habitual rubio, y una barba a fin de encubrir su apariencia luego de cuatro meses de eludir la persecución policial.

Se trata del líder del autollamado “Movimiento Revolucionario del Crimen Organizado” (Moreco), conocido de manera pública en 2015 y ahora desmantelado con este arresto, afirmaron las autoridades.

Costa Rica era de tiempo atrás punto de tránsito para los estupefacientes con destino a América del Norte, en un mecanismo donde los grupos locales daban solo apoyo a ese paso.

Pero Moreco participaba de manera directa en la comercialización de la droga tras sus vínculos con los cárteles mexicanos de narcotraficantes que lo habrían adentrado en la actividad.

De acuerdo a las fuentes policiales, el M-1 viajó a México en 2015 para establecer nexos con sicarios y aprender así sus métodos para realizar ejecuciones, lo que incrementó la violencia en el país centroamericano en 2017 y 2018, precisó Chavarría.

Walter Espinosa, del cosatarricense Organismo de Investigación Judicial (OIJ), dijo a su vez que Moreco era un grupo profesional, estructurado, con ideología propia y cohesión interna.

Junto a esta organización ha habido otras bandas, como la que fue desmantelada hace tres años, la cual importaba cocaína desde ecuador y Colombia para embarcarla a México en un esquema que incluía bodegas, puertos, casas de seguridad y pistas para operaciones aéreas.

El M-1 era buscado por las estadunidenses agencias Federal de Investigaciones (FBI) y de la Administración para el Control de Drogas (DEA), acusado de traficar más de dos toneladas de cocaína para los consumidores estadunidenses y lo habían agregado a sus listas de “más buscados”.

De acuerdo a insightcrime.org, grupos como Los Moreco -cuyo lema era “honor, orgullo y lealtad”- están ampliando su margen de maniobra debido a la continua fragmentación de los carteles mexicanos, proceso que los ha elevado de meros apoyos a socios.

#Orbis

Connor consumió drogas antes de masacre de Ohio, revela autopsia

La autopsia preliminar de Betts, tirador abatido de Dayton, Ohio, reveló además un ansiolítico para transtornos de ansiedad y pánico.

Por Redacción, 2019-08-16 13:31

México, EFE.-La autopsia al cuerpo de Connor Betts, quien el pasado 4 de agosto mató a nueve personas antes de ser abatido en Dayton, Ohio, reveló la presencia de cocaína, alcohol y un ansiolítico, informaron las autoridades estadounidenses.

Al dar a conocer los hallazgos preliminares de la autopsia, el forense del condado de Montgomery, Kent Harshbarger, indicó que además hallaron una pipa y una bolsa con cocaína del joven al momento del ataque.

Betts, señalado como el autor del tiroteo, llevaba una máscara y un chaleco antibalas cuando alrededor de la 01:00 h local del domingo 4 de agosto, disparó un rifle de asalto en una zona de vida nocturna de Dayton, una localidad de 170 mil habitantes en el suroeste del estado de Ohio, en el medio oeste de EU.

Harshbarger indicó en conferencia de prensa que además del estupefaciente y del alcohol, en el cadáver se detectó un medicamento usado para tratar trastornos de ansiedad y de pánico.

Las investigaciones indicaron que otras dos personas recibieron disparos de la Policía en su intento de abatir al tirador, una de ellas murió aunque según el forense la causa fue un disparo previo de Betts.

Según el médico forense, todas las víctimas mortales “sufrieron heridas de bala o heridas mortales por el arma” del atacante.

El jefe de la Policía de Dayton, Richard Biehl, lamentó lo ocurrido con algunas de las víctimas.

“Si bien nos pesa mucho que nuestra respuesta haya causado daños a estas víctimas, nos consuela que ninguna de nuestros disparos haya causado la muerte de una de esas personas inocentes”, indicó Biehl, citado en la cuenta de Twitter de la Policía de Dayton.

Connor Betts carecía de antecedentes penales y en su historial solo figuraban multas por exceso de velocidad; en declaraciones a medios locales, sus compañeros de instituto le retrataron como una persona conflictiva.

Sus compañeros aseguraron que la escuela castigó a Betts por elaborar dos listas: una con aquellas personas a las que quería matar y otra con las chicas a las que quería violar.

El ataque en Dayton ocurrió horas después de que un hombre de 21 años abriera fuego en un centro comercial de la localidad de El Paso, Texas, en la frontera con México, y causara 22 muertes.

#Orbis

Placa oceánica en la costa oeste de EU está muriendo

Este no es el primer estudio que sugiere que la placa Juan de Fuca tiene una rotura, pero gracias a su conjunto de datos detallados, es el primero que lo dice con certeza.

Por Redacción, 2019-08-16 10:20

Washington, (Notimex).- El mundo estaría atestiguando la muerte de una placa oceánica en América del Norte, ya que en su proceso de subducción se ha roto a lo largo de una zona de debilidad preexistente, provocando su deformación, pero sin que aún se sepa qué pasará exactamente con los fragmentos.

Se trata de la placa Juan de Fuca que se subduce por debajo del margen occidental de Estados Unidos, la cual presenta un enorme agujero que podría causar estragos en la superficie de la Tierra.

Juan de Fuca es el remanente del norte de la placa de Farallon y representa las etapas finales de millones de años de subducción continua debajo de la costa estadunidense, refieren investigadores del Departamento de Ciencias de la Tierra y Planetarias de la Universidad de California.

Recientemente, los científicos elaboraron un modelo tomográfico del Noroeste del Pacífico partir de datos sísmicos en tierra y fuera de la costa, que revela un agujero en la subducida Juan de Fuca, que es tan grande que está causando deformación en el fondo de alta mar.

De acuerdo con los investigadores, que dieron cuenta de su estudio en un artículo publicado en la revista Geophysical Research Letters, la fragmentación continuará y podría provocar terremotos en la costa norte de California, al tiempo que explicaría el por qué el centro de Oregón tiene volcanes.

Este no es el primer estudio que sugiere que la placa Juan de Fuca tiene una rotura, pero gracias a su conjunto de datos detallados, es el primero que lo dice con certeza.

“Donde otras personas habían debatido si estaba allí o no (el agujero), podemos decir con bastante confianza que es real”, declaró el investigador principal William Hawley al portal de noticias científicas Live Science.

La placa Juan de Fuca es “una placa oceánica total, es larga, se extiende por alrededor de mil kilómetros a lo largo de la costa noroeste de Estados Unidos, desde la isla de Vancouver, Canadá, hasta el cabo Mendocino, California, sumergiéndose debajo de la placa continental.

De 2011 a 2015, los científicos navegaron en diferentes partes de la placa de Juan de Fuca, dejaron caer sismómetros en el fondo del océano que recolectaron datos de terremotos durante un año.

Los datos les permitieron saber cómo las ondas sísmicas viajaban a través de ella, lo cual a su vez proporcionó información sobre la composición de la placa y las temperaturas variables. Una región bajo el centro de Oregón mostró una brecha en las ondas sísmicas de alta velocidad, lo que fue interpretado como el agujero.

Hawley y sus colegas calcularon que el hoyo se encuentra a una profundidad de entre 250 y 100 kilómetros, es estrecho en la parte superior y se ensancha por debajo, pero estimaron que tiene aproximadamente 200 kilómetros de ancho.

“Este agujero eventualmente hará la placa se fragmente, y lo que quede de los pequeños pedazos de la placa probablemente se unirá a otras placas cercanas”, estimaron los investigadores. “Estamos presenciando la muerte de una placa”, pero eso llevará al menos unos millones de años, indicaron.

“Parece que este pequeño desgarrón está a mucha profundidad, pero la presencia de dicha formación podría ser la raíz de una serie de riesgos en la superficie, lo que ayudaría a los científicos a identificar con precisión futuros peligros”, dijo Hawley por separado al canal de televisión National Geographic.