México.- Jorge Zapata, nieto del “Caudillo del Sur”, se detiene a pensar un instante. Luego exhala: “Más que traicionado, me siento decepcionado de la Cuarta Transformación. Y no sólo yo: millones de gentes que votamos con la esperanza del cambio hoy nos sentimos decepcionados. Queríamos un cambio y nos salió vana la nuez”.

Este campesino, cuyo lazo familiar con el general Emiliano Zapata ha sido puesto en duda innumerables veces, añade: “No hay vuelta de hoja: estos megaproyectos de muerte que están imponiendo en todo el país son para que unos cuantos –la mayoría extranjeros– vengan a enriquecerse con nuestros recursos, y está en nosotros que les entreguemos todo o defendamos todo, pensando ya no en nosotros sino en las futuras generaciones. La lucha que se avecina no es por nosotros. Es por las futuras generaciones”.

El 1 de julio de 2018, como todos los opositores al Proyecto Integral Morelos (PIM), Jorge salió a votar. Y lo hizo, dice, por Andrés Manuel López Obrador. Muchos de sus compañeros son militantes activos de Morena desde su fundación.

Meses después, en enero pasado, Jorge presentó una solicitud para conformar el Partido Auténtico Zapatista (PAZ). En esos días el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) había cargado fuerte contra el presidente López Obrador por los megaproyectos que intenta impulsar, en particular el Tren Maya.

Jorge descalificó fuertemente a los zapatistas: “Son una invención de Carlos Salinas de Gortari –declaró–. No estamos de acuerdo con ellos. Yo no comulgo con ellos”.

Días después asistió a la “conferencia mañanera” en la cual López Obrador anunció que acudiría a Morelos a declarar el 2019 como “Año del Caudillo del Sur, Emiliano Zapata Salazar”. Jorge aprovechó para regalarle al mandatario un sombrero de los que usaba su abuelo. López Obrador se lo puso para la foto.

Agrupaciones civiles y opositores a la termoeléctrica tienen previsto realizar la novena sesión del Congreso de Pueblos de Morelos, organizado por la Asamblea Permanente de Pueblos de Morelos, este domingo 7 en Anenecuilco. El martes 9 se estaría efectuando en Amilcingo, la tierra de Samir Flores, un Encuentro Nacional de Pueblos, mientras que el miércoles 10 habrá una movilización nacional e internacional en la Hacienda de Chinameca, donde cayó el caudillo hace 100 años.