Guerrero.- Un grupo de 10 músicos indígenas de Alcozacán, municipio de Chilapa de Álvarez, fueron asesinados e incinerados en una camioneta; la policía comunitaria responsabilizó al grupo delictivo de Los Ardillos.

Vía telefónica, el líder de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias-Policía Comunitaria (CRAC-PF), David Sánchez Luna, dió a conocer que más de 2 mil indígenas bloquearon el viernes por la noche la carretera estatal Chilapa-Hueycantenango, para exigir que el gobierno de Guerrero entregara los cuerpos de 10 personas asesinadas.

El activista explicó que los músicos regresaban del poblado de Tlayelpa, donde habían acudido a tocar, y al pasar por la comunidad de Mezcalcingo, fueron emboscados por un grupo armado.

De acuerdo con el líder de la CRAC-PF, los hechos habrían ocurrido alrededor de las 2 de la tarde, sin embargo ellos recibieron el reporte de los hechos hasta las 4:00 pm.

También detalló que se comunicaron con un agente del MP, quien les dijo que los cuerpos no podrían ser entregados debido al nivel de calcinación que presentaban.

Hasta la noche de este viernes el bloqueo, por parte de 16 comunidades -pertenecientes a la CRAC-, continuaba en la citada vía de comunicación.

A las 10:20 de la noche, la Coordinación Estatal para la Construcción de la Paz, confirmó que este día en una carretera fueron hallados los cuerpos incinerados de 10 personas en el tramo carretero Mezcalcingo-Tlayelpa, Chilapa.

"Después de una llamada a la línea de emergencias 911 que reportó un vehículo incendiándose en un camino rural acudieron elementos de la Policía Investigadora Ministerial y peritos del Servicio Médicos Forense".

"Además, llegaron al sitio elementos del Ejército Mexicano, Guardia Nacional, Policia del Estado y Protección Civil para resguardar la zona y apoyar las diligencias correspondientes", informó la coordinación, antes Grupo de Coordinación Guerrero.

Los policías de la CRAC-PF, responsabilizaron de estos hechos al grupo delictivo de Los Ardillos, que operan en esa zona de Guerrero a través de la Policía Comunitaria por la Paz y la Justicia, grupo que tomó Chilapa en 2015 y provocó la desaparición de 32 personas.