EU.-El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo que no verá los partidos de la liga de fútbol americano (NFL, por su sigla en inglés) o de la selección de fútbol estadounidense si los jugadores no permanecen de pie durante el himno nacional.

La Federación de Fútbol de Estados Unidos dijo la semana pasada que eliminó la exigencia de que los jugadores se mantengan de pie durante el himno, afirmando que la política era un error y menoscababa el movimiento Black Lives Matter.

La política se adoptó en 2017 después de que Megan Rapinoe, miembro de la selección femenina de Estados Unidos, se arrodilló durante el himno antes de un partido, en solidaridad con el mariscal de campo de la NFL Colin Kaepernick, quien comenzó a arrodillarse para llamar la atención sobre la injusticia racial.

“Ya no miraré mucho”, tuiteó Trump en la noche del sábado en respuesta a un informe del congresista republicano Matt Gaetz criticando la decisión de la federación de fútbol estadounidense. “Y parece que la NFL también avanza en esa dirección, pero yo no estaré mirando”, dijo Trump.

El comisionado de la NFL, Roger Goodell, dijo este mes que la liga había cometido errores al no escuchar a los jugadores y denunció el racismo en el país en medio de protestas por la brutalidad policial contra los afroamericanos.

El tema volvió a surgir el mes pasado después de la muerte en Mineápolis de George Floyd, un hombre negro que falleció después de que un oficial de policía blanco se arrodilló en su cuello durante casi nueve minutos.

Trump ha criticado abiertamente a los atletas que se arrodillan durante el himno, tuiteando previamente que los jugadores de la NFL que lo hicieron “no respetaron a nuestro país y nuestra bandera”.

Trump

Trump.

FIFA no cede pese a críticas de Trump

La FIFA pidió el lunes “tolerancia, respeto mutuo y sentido común”, después de que el presidente de Estados Unidos Donald Trump criticase la decisión de dejar sin efecto la orden de que los jugadores deben permanecer de pie cuando se ejecutan los himnos nacionales.

“No voy a seguir viendo mucho” el fútbol, dijo Trump en un tuit el sábado.

Trump retuiteó un comentario del representante republicano de la Florida Matt Gaetz, quien dijo: “Prefiero que Estados Unidos no tenga un equipo de fútbol a tener un equipo de fútbol que no se pone de pie durante el Himno Nacional”.

La Federación de Fútbol de Estados Unidos ordenó a sus jugadores en el 2017 permanecer de pie después de que la capitana de la selección femenina Megan Rapinoe se arrodillase en una muestra de apoyo a Colin Kaepernick, el jugador de fútbol americano que causó enorme revuelo al comenzar con esa expresión de protesta. La orden fue anulada la semana pasada, en que la cúpula del fútbol de Estados Unidos decidió que había que replantear las cosas en medio del malestar por la muerte del afroamericano George Floyd a manos de policías blancos, que generó un movimiento mundial de protestas antirracistas.

“La FIFA apoya firmemente la tolerancia, el respeto mutuo y el sentido común cuando se debaten cosas tan importantes”, dijo el organismo rector del fútbol en una declaración enviada a la Associated Press. “La FIFA tiene una política de tolerancia cero ante incidentes que involucren cualquier forma de discriminación en el fútbol... Todos debemos decir no al racismo, no a la violencia”.

El presidente de la FIFA Gianni Infantino presentó a Trump durante una cena en el Foro Económico Mundial de Davos, Suiza, en enero, expresando el deseo de que “el ‘sueño americano’ se haga realidad, no solo en Estados Unidos, como hemos visto, sino en todo el mundo”.

En respuesta al tuit de Trump, la FIFA dijo que la postura de Infantino “acerca del derecho de los jugadores a expresarse contra el racismo, la discriminación y la violencia fue fijada claramente hace dos semanas y no ha cambiado”.

Infantino dijo que apoyaba el gesto del jugador estadounidense Weston McKennie, que lució una cinta en su brazo que decía “Justicia para George” durante un partido del Schalke en la Bundesliga.