Acapulco, Guerrero.- Médicos especialistas del Hospital General Regional “Vicente Guerrero”  en Acapulco, sustrajeron con éxito una pelota de plástico que, accidentalmente fue tragada por un menor edad mientras jugaba.

La esférica de cuatro centímetros de radio, quedó alojada en el músculo cricofaríngeo -músculo constrictor inferior de la faringe- lo que impedía al menor de ocho años respirar con normalidad y hacia imposible ingerir alimentos.

El niño jugaba con una pistola lanza pelotas, la cual fue accionada en forma inversa, deglutiendo de forma inmediata el objeto de plástico. El juguete había sido un regalo que le habían obsequiado por el Día del Niño.

Gael, de ocho años, originario de Chilpancingo, fue intervenido este domingo por médicos especialistas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Vía comunicado, la delegación del IMSS Guerrero señaló que anualmente ocurren unos 40 casos de pacientes que, ingieren de forma accidental juguetes, monedas y objetos metálicos.

En este caso, la extracción del objeto no requirió una cirugía, y en contraste se utilizó la técnica de endoscopía, por lo que el menor fue dado de alta en breve.