México.- Jesús Ramírez Cuevas, coordinador general de Comunicación Social y vocero de la Presidencia, presentó la estrategia de alimentación saludable, justa, sustentable y económica, que tiene como fin disminuir el consumo de productos industrializados en el país.

En la conferencia de los programas de Bienestar en el Palacio Nacional, el vocero de Presidencia alertó que en México se aumentó la dependencia de alimentos importados y ultra procesados, por lo que es necesario cambiar los hábitos alimentarios.

El presidente Andrés Manuel López Obrador ya había anunciado en diferentes ocasiones el inicio de esta campaña en su tradicional conferencia mañanera, pues esta forma de consumo en el país ha generado diferentes enfermedades crónicas, algunas de ellas como la diabetes, hipertensión y obesidad, causantes de fallecimientos por covid.

El funcionario federal dijo que con esta estrategia se busca “contribuir a mejorar el bienestar a través de la promoción de una alimentación saludable, justa  y sustentable como un derecho humano”.

Refirió que es una estrategia intersecretarial donde participan la secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, Bienestar, Economía, Educación, Medio Ambiente, Salud, Conacyt, Procuraduría Agraria y Profeco.

Jesús Ramírez criticó que “venimos de un modelo económico que propició que pensáramos que para qué queríamos producir si lo podíamos comprar”.

Detalló que cada secretaría tendrá una acción específica pero que el objetivo general es la reducción del consumo de productos industrializados y en su lugar fomentar el consumo de productos frescos, sanos y justos, basados en nuestra cultura culinaria.

Dijo que es importante aprender a consumir lo que nos hace bien y está más a la mano, por lo que se buscará una regionalización, tanto en la producción como en el consumo de productos de temporada que permitirá bajar los costos de traslados y por lo mismo el abaratamiento del producto.

Dio a conocer que entre las acciones también se está promoviendo la lactancia materna, pues dijo que “no hay nada comparable con la leche materna, ninguna fórmula láctea la puede sustituir”.

El vocero presidencial dio a conocer que partir del mes de octubre entra la nueva norma del etiquetado que representa una nueva relación de los productos industrializado con los consumidores: “este etiquetado frontal  ya se aprobó y a partir de octubre entra en vigencia”

Pidió que “ahora con la pandemia hay que volver a recuperar nuestra responsabilidad del cuerpo, ya que nuestra salud entra por la boca”.