Chilpancingo, Guerrero.- Por el asesinato del exdiputado local del PRD, Roger Arellano Sotelo y del diputado suplente del distrito 17, el priista Modesto Carranza Catalán, el pleno del Congreso de Guerrero guardó un minuto de silencio.

Con la presencia de 36 de los 46 diputados que integran la actual legislatura, el Congreso se reincorporó este martes, con más de dos horas de retraso, a sus labores luego de una semana de vacaciones.

Tras la aprobación del orden del día la presidenta de la Junta de Coordinación Política, Flor Añorve Ocampo propuso a la Mesa Directiva guardar un minuto de silencio por el homicidio de Arellano Sotelo y Modesto Carranza, asesinados a balazos el 9 y 10 de abril pasado.

La propuesta fue aprobada por unanimidad, por lo que de inmediato los diputados presentes se pusieron de pie y procedieron al acto.

Roger Arellano, quien fue alcalde de Acapetlahuaya en el periodo 2009-2012 y diputado local en la pasada legislatura, fue ejecutado a balazos la tarde del domingo 9 de abril junto a su tío Octavio Arellano Eloísa durante una fiesta familiar en su domicilio en ese municipio de la región Norte.

Al día siguiente, el suplente del diputado local Saúl Beltrán Orozco –vinculado con la delincuencia organizada y sobre quien pesa una orden de aprehensión-, Modesto Carranza, quien además era asesor en el ayuntamiento de Coyuca de Catalán, fue asesinado por hombres armados en Ciudad Altamirano.