México.- Ricardo Monreal, coordinador de Morena en el Senado, demandó la intervención inmediata de la Fiscalía General de la República tras la denuncia de espionaje por parte de los panistas. Sin embargo, calificó lo sucedido como un “burdo montaje”.

“¿Qué es lo que se intentaba? ¿Por qué razón?, nos quedan las dudas. No meto la mano al fuego por nadie…. Pareciera ser montaje burdo, sin atreverme a calificarlo, pero en todo caso, los peritos, la Fiscalía y el Ministerio Público lo determinará”.

En rueda de prensa dijo que “no aceptamos juicios sumarios, ni tampoco acusaciones irresponsables y temerarias. No somos lo mismo. El que nada debe nada teme, somos limpios, somos honestos y no admitimos ninguna actitud de prejuzgamiento”.

Mauricio Kuri y Ricardo Monreal, coordinadores de Acción Nacional y Morena en el Senado, respectivamente, se alzaron la voz mutuamente, cuando el primero se negó a que el presidente de la Junta de Coordinación Política inspeccionara la Sala de Juntas de la bancada panista donde este jueves se hallaron tres micrófonos, supuestamente para espiar a los panistas.

Monreal exigió una investigación objetiva, imparcial y profesional para deslindar responsabilidades ante el presunto espionaje en las instalaciones de la bancada de Acción Nacional.

Acompañado por senadores de su partido, aseguró que no aceptan juicios sumarios ni acusaciones irresponsables y temerarias, “no somos lo mismo. Nosotros en el pasado fuimos espiados; fui uno de ellos”.

Y mencionó que su bancada no ha avalado ni avalará esas “prácticas deleznables, que eran cotidianas en el pasado”.

Precisó que la remodelación que se hizo hace unas semanas del recinto senatorial, fue en áreas comunes y no en ninguna oficina de los grupos parlamentarios.

Monreal dejó en claro que no mete “las manos al fuego por nadie y el grupo parlamentario tampoco lo hará”.