México.- Aunque la situación financiera del país es crítica con una industria energética precarizada y el nulo crecimiento económico por el modelo neoliberal, Andrés Manuel López Obrador, recordó que cumplirá con sus compromisos.

En el primer evento por su gira de agradecimiento en el Parque de la Loma de Tepic Nayarit, López Obrador aclaró que si bien planea llevar todos sus compromisos a la realidad, quizá no todas las demandas del país se lleven a cabo.

“Vamos a honrar nuestros compromisos y no le vamos a fallar al pueblo de México, posiblemente por las circunstancias, porque el país está atravesando en una situación económica y social muy difícil, posiblemente por la situación de bancarrota en que se encuentra el país no podamos cumplir todo lo que se está demandando, pero sí vamos a cumplir, que quede claro, todo, todo lo que ofrecimos en campaña”, dijo.

Además de confirmar el compromiso de la otorgación de becas y pensiones, el presidente electo dijo que gobernará cercano a la gente y por ello, no importa qué tan complicada se ponga una situación, siempre dará la cara y hablará con la ciudadanía.

“No les voy a decepcionar y cada vez que haya una situación difícil voy a dar la cara y voy a hablar con ustedes”, afirmó.

“Siempre voy a actuar de buena fe y con justicia y ayúdenos vamos todos a buscar la transformación del país”.

Luego de sus declaraciones en las que afirmó que Rosario Robles era un “chivo expiatorio”, esta vez afirmó que no tiene ánimo de venganza contra nadie.

“Entonces, está bien que yo sea prudente moderado, que no quiera yo no echarle la culpa a nadie porque ya vamos a asumir nosotros la responsabilidad”, dijo.

Con un grupo de al menos 5 mil personas en el parque, hizo un llamado a la unidad.

“Ya nada de división, de pleitos, vamos a buscar la reconciliación nacional, la patria es primero”, indicó.