México.-Una mujer en la India vivió 17 años con su gemelo parásito creciendo en su abdomen. El "gemelo" tenía pelo, dientes, huesos y columna vertebral.

Este caso, publicado en la revista médica BMJ Case Reports, comenzó hace cinco años, cuando la mujer y su familia se dieron cuenta de un bulto duro y deforme que sobresalía de su estómago. Con el paso de los años, el bulto continuó creciendo, causándole dolor y afectando su alimentación porque presionaba los órganos internos.

Al inicio, los médicos pensaban que se trataba de un tumor; sin embargo, tras una tomografía, descubrieron que el bulto contaba con depósitos de calcio que tenían la forma de vértebras, costillas y huesos largos.

Fue ahí que encontraron que se trataba de un gemelo parásito. Los doctores creen que esta extraña condición, llamada fetus in fetu, puede suceder cuando un gemelo fetal absorbe al otro durante los inicios del embarazo.

Durante este proceso, el feto no desarrolla su cerebro ni sistema nervioso, pero puede mantenerse con vida "alimentándose" de su hermano, como un parásito. Existe otra teoría que señala que es un tumor llamado tetranoma, el cual es capaz de desarrollar diferentes tipos de tejidos como pelos, huesos o dientes.

Cuando esto sucede, normalmente termina en un aborto porque el feto no consigue la nutrición necesaria, pero si sobrevive, hasta años después es cuando se puede detectar esta condición. Antes de la mujer, únicamente se habían documentado otros siete casos, pero todos en hombres.

Tras detectar el gemelo parásito, los doctores lograron extirparlo del abdomen de la mujer y midió 36x16x10 centímetros, convirtiéndose en el más grande.

Aunque los doctores sacaron el bulto, las células del gemelo parásito continúan dentro del cuerpo de la joven, por lo que necesitará regresar al médico a revisión cada año para descartar la posibilidad de que vuelva a formarse.