México.- Rosario Piedra Ibarra, aseguró que no va a titubear ante cualquier violación a los derechos humanos, ni le temblará la mano para hacer recomendaciones al presidente Andrés Manuel López Obrador, en la materia.

“Las palabras y las denuncias no titubearía, lo diría, porque es por lo que he luchado siempre”, externó.

Tras haber sido elegida por el Senado para ser la nueva presidenta de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Piedra Ibarra sostuvo que buscará que el órgano autónomo no sea una instancia de “simulación, de comparsa de un régimen”.

En entrevista en el Senado, la nueva ombudsperson nacional, dijo que el hecho de militar en un partido, no le quita el derecho de haber participado en la sucesión de la CNDH.

“Yo nunca voy anteponer una idea partidista a mí conciencia, no solo voy hacer crítica, si este gobierno incurre en violaciones a los derechos humanos lo voy a señalar”, expresó.

María del Rosario Piedra Ibarra, será la segunda mujer en presidir la CNDH; además es integrante del Comité Eureka, una organización de familiares de personas desaparecidas.

Piedra Ibarra se desempeñó como secretaria de Derechos Humanos en el Comité Ejecutivo de Morena, lo cual provocó que muchos senadores se opusieran a su nombramiento.