México. Notimex.- El titular de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda, Santiago Nieto Castillo, señaló que en México no hay intocables, por muy grandes o muy fuertes que éstos pudieran parecer a lo largo de los meses.

Al final del día, estableció, todo se termina por asentar en el ámbito de la justicia y del estado constitucional del derecho.

Apuntó que la instrucción presidencial recibida es de cero tolerancia a la corrupción y a la impunidad y, de ahí, el mensaje de que no hay intocables.

Tras la firma de un convenio de colaboración entre la Secretaría de Hacienda y la Unidad de Inteligencia Patrimonial y Económica del estado, comentó que ya son 27 las entidades que cuentan con estas instituciones, pues al inicio del gobierno había diez de ellas.

En este sentido, refirió que el Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI) ha sido uno de los espacios de mayor discusión en torno a la problemática de lavado de dinero, financiamiento al terrorismo, proliferación de armas de destrucción masiva y en general cualquiera de los delitos de los temas relacionados con lavado de dinero.

En su informe de evaluación mutua sobre México presentado en enero de 2018 y hecho público, dijo, hay en este momento un proceso de revisión de las recomendaciones.

En el informe se indica que México cuenta con un sistema financiero sólido y un espacio de integración con normas jurídicas que si bien son perfectibles, funcionan de manera adecuada para poder detectar las problemáticas relacionadas con el lavado de dinero.

Ante el gobernador Adán Augusto López Hernández, funcionarios estatales, alcaldes, empresarios y notarios, mencionó la necesidad de actualizar la evaluación nacional de riesgo cuya última edición data del 2016.

Por ello, en este momento la actual administración trabaja de manera coordinada con espacios en la administración pública federal, los sectores privado y las entidades federativas para poder tener una evaluación que permita detectar cuáles son los problemas vinculados con el riesgo lavado dinero del país.

Esto incluye la corrupción, el robo de hidrocarburos y los temas relacionados con la defraudación fiscal y la evasión fiscal particularmente outsourcing, facturación y empresas fachada, subrayó.

Nieto Castillo refirió que México desafortunadamente sigue sin contar con un número suficientemente alto de sentencias condenatorias en materia de lavado de dinero.

Asimismo de una muy reducida capacidad de decomiso y de extinción de dominio de los bienes por actos de corrupción y por tanto es necesario cambiar las estrategias que hasta este momento se han tenido.

Por ello, dijo, la importancia de gestar un sistema que involucre a las unidades de inteligencia patrimonial y económica como la de Tabasco y con las fiscalías General de la Republica y de los estados para enfrentar las problemáticas a partir del intercambio de información.

En este sentido, el tener datos como las operaciones en los reportes de operaciones inusuales que tiene que ver con el sistema financiero cuando la actividad del cliente o usuario de los bancos resulta desconfigurada de su actuación primigenia.

También los reportes de operaciones relevantes que implican operaciones en cualquier tipo de modalidad de transferencia o uso de efectivo por más de diez mil dólares, apuntó.