Guerrero.- A casi cinco años de la desaparición de 43 normalistas, estudiantes de la escuela normal rural "Raúl Isidro Burgos" de Ayotzinapa, tomaron este día la caseta de Palo Blanco en Chilpancingo.

Minutos antes de las 12 del mediodía los normalistas, a bordo de un autobúsz arribaron a la caseta ubicada sobre la autopista del Sol al sur de Chilpancingo y tomaron el control del lago de peaje.

De acuerdo con uno de los normalistas, la actividad tiene como objetivo principal recaudar fondos para las actividades nacionales y estatales que se llevarán a cabo por la jornada nacional de lucha.

"Nuestra exigencia como normalistas sigue siendo la presentación con vida de nuestros compañeros (...) Los padres de los desaparecidos tienen todo nuestro apoyo", refirió uno de los normalistas.

En la caseta los normalistas pidieron una cooperación voluntaria a los automovilistas que pasaban por el lugar.

Un grupo reducido de policías estatales y federales vigilaron la actividad de los normalistas, sin embargo no intervinieron durante la toma de la caseta.

En otros temas los normalistas informaron que el día de hoy se reanudaron las actividades escolares, las cuales no iniciaron el pasado 26 de agosto debido a conflictos entre el personal docente y directivos de la institución.