Contará con un helicóptero ambulancia por las distancias entre su ubicación y la ciudad

Las obras de lo que será el nuevo Hospital General de Acapulco tienen un avance del 55 por ciento, por lo que podría estar en funcionamiento a finales de este año, afirmó el secretario de Salud federal, José Narro Robles. La mañana de este jueves, el funcionario federal y el gobernador del estado, Héctor Astudillo Flores, recorrieron el lugar en donde se edifica el hospital, en la comunidad de El Quemado, en la periferia del puerto. De acuerdo con el secretario de salud federal, quien hizo esta primer visita, la fecha de entrega del nuevo Hospital General está prevista para febrero del 2017, pero ante los avances de la constructora estará funcionando el último trimestre de este año. “Lo que yo veo es que está muy avanzado, nos han informado que dentro del programa de obra está arriba del 55 por ciento, y aunque el compromiso es entregarlo el segundo mes del próximo año, el compromiso moral que tienen los constructores es que en el último trimestre de este año el hospital pueda estar no sólo terminado, sino funcionando” dijo Narro Robles. Por su parte, Astudillo Flores adelantó que ante la distancia que existe entre la comunidad de El Quemado con el centro de Acapulco el gobierno estatal entregará un helicóptero ambulancia para las emergencias que pudieran registrarse en distintos puntos de la ciudad y de municipios aledaños. El helicóptero estará ubicado en el edificio inteligente, ubicado en la Costera a la altura de playa Papagayo, para ser utilizado en emergencias. “Entre la distancia que existe con el centro de Acapulco con el Quemado, vamos habilitar uno de los helicópteros que tenemos, el hospital va a tener su helicóptero ambulancia (…) de tal manera que en las emergencias el helicóptero pueda funcionar”, explicó. En cuanto al funcionamiento del Hospital General que está en la avenida Ruiz Cortinez, el gobernador dijo que están analizando mantener algunas atenciones y especialidades médicas, pero que no desaparecerá. “Va a tener funcionamiento, al final se va a decidir para qué va a servir, pero va a seguir funcionando, no tan ampliar como las que tiene”, apuntó.