México.- El sueldo de los choferes que busca contratar el gobierno federal para manejar las pipas que distribuirán las gasolinas en el país, duplica la percepción de los conductores de tracto camiones y equivaldría a lo que ganan profesionistas como un abogado y hasta un jefe de departamento en el sector público.

De acuerdo con lo expresado por el presidente Andrés Manuel López Obrador durante su conferencia matutina, los 2 mil nuevos choferes que se espera contratar ganarían 14 mil 500 pesos quincenales, es decir 29 mil pesos al mes, más del doble de lo que gana un chofer de tracto camión de quinta rueda, que oscila entre 12 mil y 15 mil pesos al mes, en el mejor de los casos.

Más aún, dicho ingreso podría superar o equivaler al sueldo de un abogado que trabaje en un pequeño despacho en alguna entidad fuera de la capital, cuya percepción oscila entre los 25 mil y 30 mil pesos al mes, o el de un analista de inversiones junior que trabaje en alguna empresa financiera del país.

La oferta monetaria para los nuevos choferes de las pipas equivaldría a la percepción de un jefe de departamento con un nivel O21 en el sector central, que asciende a 349 mil 381 pesos al año, es decir, 29 mil 115 pesos al mes, de acuerdo con el presupuesto analítico de plazas para el presente año.

Pese a lo anterior, cabe señalar que de acuerdo con dicho presupuesto, el sueldo más bajo en Pemex, referido a un operativo temporal sindicalizado para la zona económica 2, es de 381 mil 154 pesos al año, es decir,  31 mil 762 pesos al mes, cifra 9.5% superior a lo que ganarían los nuevos conductores de pipas para distribuir combustibles.