México.- Frente a la solicitud que por separado hicieron de los partidos Morena y Acción Nacional de desaparecer los poderes en los estados de Tamaulipas, Guanajuato y Veracruz, el presidente Andrés Manuel López Obrador sugirió recurrir al diálogo en lugar de usar instrumentos de este tipo como venganza política.

“Que se dialogue, que no se utilicen procedimientos que deben aplicarse sin tintes políticos para hacer justicia”, expresó el mandatario en su rueda de prensa habitual en Palacio Nacional, donde además resaltó que con eso no se llega a nada y solo se producen enfrentamientos.

El Ejecutivo federal recordó el desafuero en su contra en 2005, “y no puedo yo aceptar que nadie sea víctima por cuestiones políticas de un procedimiento establecido en la ley, pero que promovido, impulsado, por venganza o para descalificar adversarios”.

Además, dijo que no solo se afecta la imagen de los legisladores, sino también de las instituciones, por lo que propuso que “se arreglen”, pues estos asuntos “con todo respeto, corresponden a la Fiscalía (General de la República) y al Poder Judicial. Eso tiene que ver en algunos casos con la esfera del derecho penal”.

Al reiterar su respeto a la autonomía del Poder Legislativo, porque "no se puede limitar a nadie, mucho menos a un legislador que tiene todo el derecho de expresarse, de manifestarse, pero sí que no se exceda utilizando esos instrumentos, porque no se llega a nada, nada más se producen enfrentamientos”.