Acapulco, Guerrero.- Muchas de las obras públicas que se hicieron en Acapulco no se consensaron, lo que generó estén detenidas pese a haber sido iniciadas, reconoció el subsecretario de Innovación y Desarrollo Turístico del gobierno federal,  Rubén Gerardo Corona González.

En gira de trabajo por el puerto, el funcionario recorrió los puntos turísticos de Caleta y La Quebrada con el propósito de escuchar en voz del secretario de Fomento Turístico Ernesto Rodríguez Escalona, “los buenos resultados” de la temporada de verano, y revisar las obras pendientes.

En el recorrido fue abordado por los diferentes prestadores de servicios turísticos, quienes se quejaron de los riesgos que viven a diario al no contar con la infraestructura adecuada, como el puente que se encuentra en la playa de Caleta y Caletilla.

Corona González les dijo que los proyectos se tienen que sociabilizar entre los gobiernos municipal y estatal antes de que sean presentados a la federación para que “no se paren en el camino”.

Respecto al retraso de esas obras, Rodríguez Escalona defendió que las fechas aún son las apropiadas para reiniciar las obras, pues en diciembre “ya no se va poder hacer nada” por la temporada decembrina.

“Ahorita es el momento para hacerlo. Ya termino el verano y en estos meses de septiembre, octubre y noviembre, tenemos que atenderlo”, dijo.

Escalona pidió el apoyo a los prestadores de servicios para no detener las obras por ambulantes estorbando.

Por su parte, Gerardo Corona prometió hacer un trabajo “correcto” y con estudios previos del lugar, para que sea de largo plazo.

“Y no vamos a tratar de hacer las cosas que por arreglarlas rápido y que a la siguiente temporada ya no sirva”, indicó.

En entrevista, el funcionario federal detalló que aún no se cuenta con los estudios técnicos como para dar una fecha de cuanto podrían ser terminadas las obras; sin embargo, afirmó que durante los tres próximos meses se tratará de avanzar.

 “No estaban a la mano y hay que hacer ciertos trámites para reactivarlos. Ahorita ya están listos”, dijo aunque no precisó la cantidad porque se tiene que hacer “una serie de cuantificaciones pero más adelante se los haremos saber”.