Villahermosa, Tabasco.- Al salir este jueves en silla de ruedas del Hospital Juan Graham Casasús, con la bata de paciente de coronavirus y cubreboca, José Antonio Compañ Abreu fue a la soga del badajo de la pequeña campana colgada de la esquina del edificio. Dio 15 repiques y los aplausos de enfermeros y del personal de apoyo, en valla, lo acompañaron durante los 50 pasos que dio el camillero para trasladarlo a la puerta donde lo esperaba la camioneta.

El empresario de la industria del pan y exalcalde del municipio de Centro, Compañ Abreu,  noveno paciente de la tercera edad dado de alta por el hospital "Dr. Juan Graham Casasús", inauguró la “Campana de la Vida”, iniciativa del director de la institución, Víctor Manuel Narváez Osorio, así como de los responsables del ‘Operativo de Respuesta COVID-19’, Óscar Israel Flores Barrientos y Jesús Arturo Ruiz Quiñones.

Minutos más tarde, Carlos Compañ, “como portavoz de mi padre, Don Toño Compañ”, agradeció las muestras de cariño.

“Ya va en camino a su casa a seguir en reposo y a seguir recuperándose… Muchas Gracias a [email protected] los que estuvieron al pendiente día y noche de él…; en la familia Compañ Zubiate no tenemos las palabras exactas que puedan decir lo feliz y agradecidos que estamos las [email protected] y [email protected] que velaron durante todos estos días por su salud, “expresó Carlos Compañ en redes sociales

A la fecha, 18 pacientes positivos a COVID-19 resguardados en su domicilio y nueve pacientes por mejoría en el "Juan Graham Casasús", han sido dados de alta.

Sonar la campana, es una tradición que también se sigue en el Hospital del Niño "Dr. Rodolfo Nieto Padrón", cuando los infantes logran vencen el cáncer.

Reconocimiento al equipo médico

Por su parte la Subdirección de Enfermería del Hospital "Dr. Juan Graham Casasús" hizo un reconocimiento a al equipo de Enfermería y Oficiales de Traslado que se han sumado al equipo COVID-19, quienes aún con el temor y la incertidumbre, pero con compromiso, seguridad, responsabilidad, entusiasmo, conocimiento, profesionalismo, valor ético y humano, han estado en primera línea en la atención de los pacientes ingresados a nuestra institución desde inicio de ésta contingencia.

“Sin duda alguna, detrás de todo hay un equipo de trabajo administrativo, quienes han dedicado horas de planeación, de gestión, de elaboración de procesos; a quienes también agradecemos su trabajo. Pero nuestra gratitud principalmente es hoy para nuestras Enfermeras, Enfermeros y Oficiales de Traslado que diariamente ponen su mayor esfuerzo, pues sin su trabajo y disponibilidad esto no sería posible llevar acabo en los servicios donde se encuentran nuestros pacientes”, puntualizó.

La subdirección asegura que, “hoy nuestras Enfermeras, Enfermeros y Oficiales de Traslado han escrito una nueva historia en nuestro Hospital, historia que con el paso del tiempo deber ser dignamente contada”.