México.- Este viernes, por la mañana, un tiroteo dentro del prestigioso Colegio Cervantes en Torreón, Coahuila, generó psicosis entre los padres de familia, que apresurados al conocer las noticias se dirigieron al lugar.

Un menor de edad introdujo dos pistolas, y con ellas hirió a sus compaleros, a un maestro, y finalmente mató a su maestra para después darse un tiro. El saldo final es de dos muertos.

El diario El Siglo de Torreón recopiló los testimonios, las voces de familiares que se dirigían al lugar, así como de una alumna que narra que al escuchar las detonaciones, la maestra les pidió que se agacharan y se cubrieran.

José de la Torre, padre de familia del colegio, declaró en entrevista para el diario que cuando llegó al lugar los papás estaban muy alterados, al tiempo que los guardias de las entradas trataban de tranquilizarlos. "Ttodos querían ir por sus hijos y llevárselos", reporta el rotativo.

Dijo que su esposa fue quien le avisó que había un tiroteo en el colegio a donde asiste su hija al kínder, por lo que salió de su trabajo y se dirigió directo al lugar.

“Al llegar al lugar había mucha gente, todos corriendo y llorando, pues uno también nervioso y se me hizo larguísimo el viaje del trabajo al colegio y lo que quería era ver a mi hija”, afirmó.

"Contó que cuando arribó a la escuela se dio cuenta de que los niños del kínder no escucharon nada de lo sucedido, ya que las instalaciones del jardín de niños se encuentra en la calle de enfrente de la primaria y secundaria", sigue la narración del diario.

José comentó que los hicieron pasar rápido por lo niños e indicó que al salir trató de cubrir a su hija para que no viera lo que estaba pasando “pero obviamente levantó su carita y vio algunas cosas".

Agregó que, en la parte del kínder las maestras supieron mantener la calma y los pequeños salieron muy tranquilos, aunque al salir se dieron cuenta de que algo estaba pasando.

El diario refirió además que una alumna del Colegio Cervantes relató que escucharon las detonaciones a pesar de que los salones se encuentran separados, mientras que su maestro del aula les indicó que se agacharan, se pusieran bajo de las bancas y cerró la puerta.

El hecho, hoy por la mañana, consternó a México y sobre todo, abrió un debate sobre dos temas en específico, el operativo Mochila Segura y al influencia de los videojuegos en los comportamientos violentos de los niños, pues el gobernador Riquelem afirmó que un videojuego pudo influenciar al niño.