Ciudad de México.- El PAN se lanzó nuevamente en contra del presunto uso electoral que el presidente Andrés Manuel López Obrador da a sus conferencias matutinas.

Acción Nacional presentó ante el Instituto Nacional Electoral (INE) una nueva queja en contra del presidente por la supuesta intromisión en temas exclusivamente de carácter electoral, como lo ha sido asumirse como “el guardián” del proceso del 2021.

El representante del PAN ante el Instituto, Víctor Hugo Sondón Saavedra, pidió medidas de tutela preventiva, para que el INE “ponga limite a la reiterada y franca violación a la ley, por parte del presidente de la Republica” con la constante utilización de sus conferencias de prensa matutinas para abordar temas de carácter político electoral.

En el documento el PAN recordó que el presidente realizó expresiones de carácter político electoral el 9 de junio, en que difundió el supuesto documento Rescatemos a México, que atribuyó a sus adversarios políticos, a los que agrupó en un Bloque Amplio Opositor (BOA).

Luego, el pasado 22 de junio el mandatario aseguró en su conferencia que se convertiría en “guardián” de las elecciones, y el día 23 insistió en que estaría vigilante del proceso electoral para denunciar irregularidades.

Con esas tres expresiones se acreditaría que el presidente “mediante la utilización de los recursos del Estado  realiza expresiones contrarias al objeto de dicho espacio (las conferencias) dedicado a la difusión de propaganda gubernamental, situación que es a todas luces violatoria del artículo 134” de la Constitución.

Con la presentación de ésta nueva queja, y su antecedente, la promovida por los dichos del presidente y su vocero, Jesús Ramírez , sobre el supuesto BOA –caso en el que, por presentarse por primera vez y ser hecho consumado, la Comisión de Quejas del INE consideró improcedente emitir medidas de tutela preventiva para  llamar al presidente a abstenerse de expresiones de carácter electoral- se acreditaría, según el PAN, la reiteración de la conducta presuntamente violatoria de la ley en la que ha incurrido López Obrador.

También se confirmaría, de acuerdo al quejoso, el uso electoral que el mandatario ha dado a las conferencias mismas que, como propaganda gubernamental que son, deberían estar libres de toda expresión de carácter electoral.

 

Con información de El Universal.