* Acusan que la empresa externa que las contrató no las quiere liquidar conforme a la ley y la que llegó  se niega a reconocer el sindicato al que se integraron


Trabajadoras de limpieza contratadas por una empresa externa al Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) mantienen un plantón afuera de la clínica de ese instituto en demanda de que se les pague la liquidación después de que la empresa se retiró y llegó una nueva que también se niega a reconocer el sindicato que integraron.

Cristina Juárez, una de las inconformes, explicó que la empresa acudió para liquidarlas, sin embargo les pagó una ‘miseria de dinero’, además hubo irregularidades porque cobraron personas que tenían un turno y cobraron dos, en su caso por un día que faltó le descontaron y a otra persona que faltó ocho meses, cobró sus dos quincenas completas.

En Chilpancingo, al menos 20 empleadas fueron contratadas por la compañía Opción Integral de Negocios. De acuerdo con las manifestantes en todo el estado son 100. Ahora llegó la empresa Tapimex.

‘Lo que nosotros pedimos es que nos liquiden y más que nada que nos dejen el sindicato que nosotros traemos (Sindicato de Trabajadores de Comercio y Prestadores de Servicio en Zonas Locales y Federales de la República Mexicana) porque ahorita la empresa de Tapimex nos está amenazando que si notros nos ponemos en huelga van a traer la policía y nos van a llevar. Yo creo que como trabajadores tenemos derechos a exigir pero también tenemos derecho a que nos respeten el sindicato que ya nosotros traemos; claro está porque ahorita las empresas no nos han apoyado, esta que se fue, simplemente se fue y ya no nos liquidó nada, entonces lo que estamos exigiendo es eso, que se nos respete y que nos recontrate porque no nos van a contratar’, señaló Cristina Juárez.

La semana pasada las trabajadores hicieron un paro, pero nadie atendió su protesta, ‘simplemente regresamos a trabajar normalmente porque había un convenio con Tapimex y nuestro sindicato parece que eso no se está respetando’, manifestó.

Las inconformes señalaron que si la empresa ya no requiere de sus servicios, entonces buscarían que se les pague su antigüedad y la quincena pasada que les adeudan.