México.-Una pareja acudió a cenar a un establecimiento en Argentina y pidieron una ensalada. Sin embargo, el platillo tenía una proteína muy rara.

Mercedes Conde y su esposo acudieron al local Green Ea tubicado en una plaza comercial en Buenos Aires. Ambos pidieron una ensalada César y, entre las hojas de lechuga, encontraron una rana muerta.

Al intentar reclamar a los empleados del negocio, una trabajadora “estaba más sorprendida que nosotros”, relató la mujer al portal Infobae. Agregó que le preocupa la sanidad del lugar, ya que ha llevado a sus hijos a comer ahí.

La mujer publicó algunas fotos de la ensalada a través de su cuenta de Twitter, tras lo cual el restaurante respondió.

La cadena Green Eat tomó la decisión de cerrar el local involucrado. Alega que cuentan con certificación y los “estándares más altos de la industria”, además investigarán qué pudo haber pasado para que apareciera una rana en una ensalada.

Estamos colaborando con las autoridades en la investigación del tema, revisando todas y cada una de las posibilidades que pudieron provocarlo y también en contacto con la familia”, señaló la empresa en un comunicado.