#Ciencia y tecnología

Parkinson, los adultos mayores no son los únicos en padecerlo

A nivel mundial hay alrededor de 10 millones con este problema neurológico y el 30 por ciento desconoce que la padece. Su incidencia es mayor en los adultos mayores y es más frecuente en hombres.

Por Redacción, 2018-04-16 11:07

México, Notimex.-La presencia de la enfermedad de Parkinson ya no sólo afecta a las personas de la tercera edad, ya que al menos, un 10 por ciento de las personas con este padecimiento son menores de 40 años.

Así lo señaló la Jefa del Servicio de Neurología del Hospital Universitario “José Eleuterio González”, Beatriz Eugenia Chávez Luévanos, al resaltar que ante estas estadísticas, se llevarán a cabo jornadas informativas que permitan diagnosticar y otorgar tratamientos oportunos a este padecimiento neurológico.

Refirió que en la actualidad, la enfermedad de Parkinson ya no sólo afecta a personas de la tercera edad, sino que cada vez empieza a aparecer en adultos jóvenes de entre 35 y 40 años de edad.

“En los últimos años, en México ha empezado a presentarse en las personas jóvenes y en la etapa productiva de su vida. Se estima que por cada 10 personas que padecen Parkinson, uno es menor de 40 años de edad”, advirtió.

Chávez Luévanos dijo que de acuerdo con datos del Hospital Universitario, de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL), el Parkinson es la segunda enfermedad neurodegenerativa y en México, se estima que afecta a 50 de cada 100 mil habitantes.

A nivel mundial hay alrededor de 10 millones con este problema neurológico y el 30 por ciento desconoce que la padece. Su incidencia es mayor en los adultos mayores y es más frecuente en hombres.

“En México, nos tardamos tres años para que el paciente llegue al diagnóstico, por eso la importancia del mismo para llevar un tratamiento adecuado”, detalló a su vez la profesora del Servicio de Neurología del HU, Ingrid Eloísa Estrada Bellman.

Entre los síntomas más frecuentes de esta enfermedad están la rigidez, lentitud en los movimientos, cambios en la postura, trastornos de la marcha, disminución del braceo, disminución del tono de la voz, tartamudeo y cambios faciales ocasionados por la rigidez.

#Ciencia y tecnología

Cuello oscurecido signo de prediabetes, advierte experto

El nombre clínico de este padecimiento es acantosis nigricans y se trata de una “señal de alarma” ya que significa que el páncreas está teniendo un funcionamiento anómalo, afirmó un experto.

Por Redacción, 2019-03-18 12:40

México.-Presentar oscurecimiento en la parte posterior del cuello es un motivo para realizarse una prueba de prediabetes, explicó el doctor Rubén Silva, especialista en medicina interna y endocrinología, durante el XXXI Congreso Nacional de Diabetes, realizado en Acapulco, Guerrero.

El nombre clínico de este padecimiento es acantosis nigricans y se trata de una “señal de alarma” ya que significa que el páncreas está teniendo un funcionamiento anómalo, afirmó Silva.

“En estados previos a la diabetes aparece un fenómeno de resistencia a la insulina, este fenómeno se traduce en que el páncreas está produciendo una cantidad excesiva de insulina y eso se ve reflejado a nivel de la piel”, explicó el experto.

En tanto, la prediabetes es un diagnóstico oportuno de factores que indican que la persona tiene un elevado riesgo de desarrollar diabetes, pero aún se encuentra a tiempo de prevenirla o retrasar que aparezca en edad temprana.

“Para tener prediabetes uno debe tener la glucosa alta pero no tanto para caer en el criterio de diabetes”, explicó el especialista quien añadió que las personas suelen ignorar varios factores de riesgo.

Personas con niveles de glucosa de entre 100 y 125 mg/dl tienen entre un 6 % y 9 % de desarrollar diabetes al siguiente año y entre 140 y 199 mg/dl hay un riesgo de entre 5 % y 10 %, explicó Silva.

Ante tales mediciones, Silva recomienda que los familiares directos de personas con diabetes sean los primeros en realizarse una prueba de prediabetes y cambiar su estilo de vida.

Según la Encuesta Nacional de Salud en México, la diabetes tiene mayor prevalencia en las mujeres (10,3 %) que en los hombres (8,4 %). Esta tendencia se observa tanto en localidades urbanas (10,5 % en mujeres y 8,2 % en hombres) como en rurales (9,5 % en mujeres, 8,9 % en hombres).

“La diabetes es una carga para la familia y el paciente, genera costos, consultas y adecuaciones a la dinámica familiar, también para el sistema de salud y afecta el entorno personal. Toda esta dinámica se puede prevenir”, destacó Silva.

Una de las pruebas con las cuales se puede saber de la prediabetes es la “Finnish Diabetes Risk Score”, donde a través de puntos se evalúa la edad, el índice de masa corporal y el perímetro de la cintura, la actividad física, tipo de alimentación, presión arterial, herencia genética y los niveles de glucosa.

El diagnóstico además, debe incluir estudios de laboratorio para medir el colesterol, los trigliceridos, y el ácido úrico.

#Ciencia y tecnología

Microchips en el cuerpo humano, tendencia mundial que se extiende

En Suecia, país con casi 10 millones de habitantes, varios cuentan con un chip subcutáneo que puede ser utilizado como llave para entrar a su oficina, transferir datos a un teléfono inteligente, acceder al tren, etc.

Por Redacción, 2019-03-18 10:59

México, Notimex.-La colocación de microchips en el cuerpo humano gana terreno en el mundo, y su uso puede ir desde el control del personal en un centro de trabajo hasta convertirse en código de ingreso personalizado a diferentes espacios o para monitorear el estado de salud del propietario.

Su uso ha empezado a ser común sobre todo en los países más desarrollados, con estándares dentro de la tecnología más avanzados, como en Estados Unidos, el Reino Unido, Bélgica o Suecia. En un inicio la práctica nació como medio de control de las mascotas, pero ha ganado terreno y entró ya en la vida de las personas.

El microchip es un circuito electrónico dentro de una cápsula de vidrio en forma de píldora, del tamaño de un grano de arroz. Su colocación dentro del cuerpo de una persona se hace mediante una jeringa que penetra por debajo de la piel, en un procedimiento casi sin dolor.

La tecnología que utilizan es conocida casi por cualquier persona, sobre todo habitantes de ambientes urbanos, pues viene desde finales de los años 90 y es más evidente y cercano en tarjetas de crédito con chip, pasaportes o teléfonos móviles, por mencionar algunos ejemplos.

En los países mencionados existen empresas que ha invitado a sus trabajadores a insertarse un chip subcutáneo como medida de acceso a ciertas áreas, sin controlar sus movimientos o productividad. Pero existen otros usos.

En Suecia, país con casi 10 millones de habitantes, varios miles de sus ciudadanos cuentan con un chip subcutáneo que puede ser utilizado como llave para entrar a su oficina, transferir datos a un teléfono inteligente, acceder al tren en una estación o al gimnasio, entre otros más o menos relevantes.

En Estados Unidos existe una propuesta de ley para que las personas porten un chip como medida de precaución, que incluiría información del portador como su fecha de nacimiento, tipo de sangre, estado civil, domicilio, enfermedades que padece y hasta números de cuentas bancarias. La propuesta establece que los sistemas implantados de manera subcutánea podrán contener información sanitaria, como estado de salud del portador, tratamientos que ha seguido, pruebas de laboratorio realizadas y sus resultados.

Sin embargo, las personas que ya lo usan al parecer no han tomado en cuenta los riesgos que implica portar el dispositivo. El primero de ellos es el de la seguridad de los datos personales que se comparten al momento de su utilización, información que puede ser usada de manera inescrupulosa.

En el mismo aspecto de seguridad, algunos expertos han proyectado que, al ser portadores algunos de ellos de un kilobyte, es posible que puedan ser cargados con tecnología maliciosa o malware para intervenir en otros dispositivos o redes, en edificios o sistemas bancarios. Otro riesgo que implican los chips subcutáneos es el de la salud.

Si bien el implante se practica de una manera no invasiva y hasta cierto punto indolora, los especialistas han detectado que el microcircuito del cuerpo puede transmitir frecuencias dañinas para el cuerpo. Además, el puro aparato puede convertirse en un riesgo por los materiales de que está hecho.

Si bien existen voces que descalifican los riesgos, expertos en el cuerpo humano como médicos o biólogos alertan que el peligro es real, con daños por infecciones o problemas en el sistema inmunológico.

Además, si bien el robo de datos es reducido en estos tiempos, el problema aumentará con el tiempo, destacan especialistas en tecnologías y protección de datos personales. Además, si un implante detecta un problema de salud, debe desarrollarse el cómo se avisará y cuándo; y en caso de que así sea, la pregunta es si eso significa que las compañías de seguros y los centros de salud podrán obtener los datos personales a través de los microprocesadores.

A todo lo anterior se suma que organizaciones preocupadas por los derechos de los individuos y por el mal uso de los datos personales han llamado la atención de que el uso de estos instrumentos podría implicar alteraciones e incluso invasión a las libertades civiles, una intromisión directa en la privacidad de las personas.

#Ciencia y tecnología

Tomar refresco aumenta riesgo de muerte por enfermedad cardiovascular

Las bebidas endulzadas con azúcar ya se han relacionado con la enfermedad renal y otras enfermedades.

Por Redacción, 2019-03-18 10:25

México, (UPI) – La cantidad de estudios que relacionan las bebidas azucaradas con un mayor riesgo de muerte por enfermedad cardiovascular continúa creciendo.

De hecho, las personas que bebían dos o más bebidas azucaradas cada día tenían un 31 por ciento más de probabilidades de morir antes de un derrame cerebral, ataque cardíaco u otro evento cardiovascular en comparación con las que no lo hacen, según un nuevo estudio publicado el lunes en Circulation.

Y por cada bebida adicional que se consume, el riesgo de una persona de sufrir una muerte cardiovascular temprana aumenta en un 10 por ciento.

“Estudios anteriores han demostrado asociaciones sólidas y consistentes entre el consumo de bebidas azucaradas y el aumento de peso y el riesgo de diabetes tipo 2 y otras afecciones cardiometabólicas.

Pero pocos estudios han analizado la asociación entre el consumo de bebidas azucaradas y el riesgo de muerte prematura y de la muerte “, dijo a UPI Vasanti Malik, investigadora de la Escuela de Salud Pública TH Chan de la Universidad de Harvard y autora principal del estudio.

Las bebidas azucaradas son la principal fuente de azúcar en la dieta de una persona. Se dice que una lata de refresco por día es equivalente a comer 50 libras de azúcar por año.

El consumo de bebidas gaseosas y no carbonatadas, bebidas de frutas, bebidas energéticas y bebidas deportivas ha disminuido en los Estados Unidos en los últimos 10 años.

Pero la cantidad de adultos que los consumen ha aumentado, y muchos están excediendo el límite de calorías diarias recomendadas del 10 por ciento para cualquier cosa con azúcar añadido.

Beber dos o más bebidas azucaradas cada día también se asocia con un aumento del 21 por ciento en el riesgo general de muerte, mientras que una o dos bebidas diarias aumenta ese riesgo en un 14 por ciento.

Incluso el consumo de una a cuatro bebidas azucaradas al mes se asocia con un riesgo del 1 por ciento de muerte prematura.

Las bebidas endulzadas con azúcar ya se han relacionado con la enfermedad renal y otras enfermedades.

Beber bebidas dietéticas no es mucho mejor, sugiere el estudio. Las personas que consumieron cuatro o más bebidas endulzadas artificialmente tenían un mayor riesgo de morir temprano o desarrollar enfermedades cardiovasculares que aquellas que no las bebían en absoluto.

Y un estudio dice que las mujeres posmenopáusicas que toman refrescos de dieta tienen un mayor riesgo de accidente cerebrovascular .

“Las bebidas endulzadas con azúcar pueden contribuir a la muerte cardiovascular o prematura a través de la inducción de riesgo cardiometabólico y de enfermedades crónicas como la muerte cardiovascular y la diabetes”, dijo Malik.

Malik dijo que, aparte de que las compañías reducen la cantidad de azúcar en sus productos o producen bebidas que contienen menos azúcar, los consumidores pueden buscar mejores opciones de bebidas, tanto con la ayuda de un profesional de la salud como incluso leyendo los lados de los paquetes con más cuidado.