México.-El proyecto de Ricardo Peláez en Chivas se ve muy bien. Quiere traer jugadores que conoce, principalmente los del Cruz Azul, con los que recientemente tuvo contactos, pero...

¿La directiva de los cementeros estará dispuesta a vendérselos?

Hay que recordar que Peláez salió debido a la aparición de Víctor Garcés, autoproclamado vicepresidente del equipo y quien al parecer es el que tiene ahora la sartén por el mango en el club, y con quien no quedó en muy buenos términos, porque prácticamente lo corrió.

Así que el nuevo directivo deberá sacar sus mejores armas de convencimiento, además de buen dinero si quiere a Roberto Alvarado y a Elías Hernández en sus filas.