México.- Las narconovelas de La Piloto y Las Buchonas de Tierra Blanca, que abordan el tema del poder y el narcotráfico, fueron financiadas por el extinto fideicomiso Proméxico, quien destinó más de 17 millones de pesos durante el último año de gobierno del ex presidente Enrique Peña Nieto.

De la ficción se fue a la realidad, ya que ambas telenovelas basaron sus historias en la vida que llevaban en Culiacán, Sinaloa, pero ahora la entidad trata de estabilizarse, luego de que el pasado de 17 de octubre, una balacera terminó con la tranquilidad de los pobladores y paralizó todo.

Más de 60 familias dejaron sus hogares, ubicados en el complejo habitacional de la Colonia 21 de Marzo en Culiacán, después del fallido intento de capturar a Ovidio Guzmán, hijo de El Chapo, reveló Reforma.

Según las investigaciones, pistoleros de varias colonias y abordo de camionetas pick up desataron miedo y una serie de balaceras al enfrentarse con miembros del Ejército y de la Guardia Nacional.

Fueron al menos cinco horas de terror para los habitantes que al escuchar las balas tuvieron que correr a esconderse donde fuera.

De acuerdo con el portal Sinembargo, el dinero para las series es más de la mitad del fondo destinado para los desplazados sinaloenses, por la violencia que fue de 30 millones de pesos.

Esas series fueron compradas por Blim de Televisa; sin embargo, no lograron dar la competencia que se necesitaba en el mercado de plataformas.