Acapulco, Guerrero.- Como pésima y complicada calificaron a la temporada vacacional de verano los Restauranteros Unidos de Acapulco (RUA), y lamentaron las declaraciones que hizo el secretario de Turismo de Acapulco, Alejandro González Molina, quien responsabilizó a los propios comerciantes de las bajas ventas por tener sus locales sin remodelar.

En entrevista, el presidente de la RUA, Javier Reynada Carbajal dijo que los comerciantes están a la espera que mejoren las ventas en la semana y media que resta por concluir la temporada vacacional.

De acuerdo con el dirigente restaurantero, uno de los factores que evitó una mayor afluencia de visitantes son los bloqueos carreteros en la autopista del sol por parte del magisterio, en rechazo a la reforma educativa.

“Hubo bloqueos desde el principio, cada viernes bloqueaban de tres a cuatro horas entonces todo eso les da miedo, les da temor, avisan a sus amistades, por lo que esa situación no la quiere vivir el turismo”, precisó.

El presidente de la RUA afirmó que la mayoría de los restauranteros están en una “situación caótica” por la “muy mala” temporada de verano.

Aunque aceptó que sí han habido días, la mayoría ha estado “para llorar”, y que las cifras de la Secretaría de Turismo de Acapulco no concuerda con la de los restauranteros.

“Algunos días si fueron buenos, pero la verdad que nosotros vivimos del turismo y sabemos cuándo hay turismo y no hay turismo. Por lo que no concordamos con las cifras que ellos manifiestan”, recalcó.

En respuesta a González Molina, Reynada sostuvo que sus negocios están limpios y en buenas condiciones pero que el problema es la falta de visitantes.

Incluso, dijo que algunos negocios están en malas condiciones pero es por falta de recursos económicos ante las bajas ventas por falta de turismo.

“Nosotros queremos vender, como vamos a tener nuestro locales sucios, siempre tratamos bien al turista y damos nuestras comidas de mejor calidad para que regresen, si no se pintan los locales es por la falta de ingresos”, apuntó.