El presidente del PRD en el Distrito Federal, Raúl Flores, sostuvo que los candidatos de Morena en Cuauhtémoc, Tlalpan e Iztapalapa cometieron diversas violaciones, por lo que deben ser sancionados por las autoridades electorales.

Entre esas presuntas anomalías mencionó actos anticipados de precampaña y de campaña, así como rebases de los topes y simulación de contratos que, dijo, configuran actos ilegales de origen que deben ser castigados por el Instituto Nacional Electoral (INE).

En entrevista, el dirigente expuso que los candidatos del Movimiento de Reconstrucción Nacional (Morena) a jefes delegacionales electos en Tlalpan y Cuauhtémoc, Claudia Scheinbaum y Ricardo Monreal, respectivamente, rebasaron los topes de campaña, por lo se les debe retirar sus constancias de mayoría.

Flores García recordó que Scheinbaum y Clara Brugada ya han sido sancionadas por cometer actos anticipados de campaña, pero dichas conductas merecen un castigo económico ejemplar.

En el caso de Monreal, dijo que su gasto de campaña fue de dos millones de pesos cuando toda la prerrogativa de Morena en el Distrito Federal ascendió a dos millones 76 mil pesos.

Por ello Flores presumió la presencia de “dinero inexplicable” en dichas campañas, que las autoridades electorales y fiscales están obligadas a investigar, ya que el Partido de la Revolución Democrática (PRD) ya presentó las documentales pertinentes.

“No se sabe de donde obtuvieron esos recursos, son millones de pesos que tienen que acreditar porque pueden ser constitutivos de delitos y lo que no queremos es que las elecciones en el Distrito Federal estén caracterizadas por la presencia de dinero inexplicable”, insistió.

Aseguró que “contrario a la actuación de los abanderados de Morena, “desde el inicio de la contienda todos los perredistas se sujetaron a los tiempos establecidos y a los tiempos electorales marcados”.