El pleno de la Asamblea Legislativa capitalina exhortó al Senado de la República a ratificar el convenio 189 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) “Trabajo decente para las trabajadoras y los trabajadores domésticos”.

En tribuna el diputado local Víctor Hugo Romo Guerra, del Partido de la Revolución Democrática (PRD), subrayó que en la propuesta se plantea incorporar a la economía formal a los trabajadores del hogar.

También, dijo, se busca fortalecer a las pequeñas y medianas empresas para que reconozcan y ofrezcan un empleo decente a ese sector.

Romo Guerra expresó que la bancada perredista en el órgano legislativo está convencida que las trabajadoras del ramo deben ser visibilizadas y sujetas de derechos y que en el país suman casi dos millones 400 mil personas las que se dedican a esas labores.

En la Ciudad de México la cifra asciende a más de 232 mil personas, de las que 89.6 por ciento son mujeres (208 mil 301) y 10.4 por ciento hombres (24 mil 090).

Sostuvo que se trata de un sector muy vulnerable, porque casi 65 por ciento pertenece a un estrato socioeconómico medio-bajo y 75 por ciento tiene apenas instrucción primaria o inferior.

El legislador destacó la incorporación del concepto “Trabajo Decente” en la Ley del Trabajo y Fomento al Empleo del Distrito Federal, entendido éste como un trabajo digno, decoroso, con respeto irrestricto a los derechos humanos en condiciones salubres, que garanticen la seguridad social y un ingreso suficiente.

Insistió en que el grupo del PRD en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) asume su responsabilidad de propiciar mejores condiciones económicas tanto para quienes buscan empleo como para quienes lo tengan de manera formal.

En el punto de acuerdo también se hace un reconocimiento al Gobierno de la Ciudad de México y a la Secretaría de Trabajo y Fomento al Empleo local por la toma de nota del Sindicato Nacional de Trabajadores y Trabajadoras del Hogar.