Chilpancingo, Guerrero.-Personal de la Fiscalía General del Estado (FGE)  solicitó al Congreso de Guerrero incrementar el presupuesto de esa dependencia en 2018, a fin de que existan las condiciones financieras para un aumento salarial y de prestaciones a agentes de Ministerio Público, policías ministeriales y peritos.

 

A través de un documento que fue enviado al Congreso, trabajadores operativos de la FGE expresaron que la aplicación del nuevo sistema de justicia  penal  ha traído consigo mayores responsabilidades para las autoridades ministeriales, además recordaron que su labor es de alto riesgo, criterios que consideraron suficientes para que se les asigne un incremento en su salario.

“Estamos conscientes de que vivimos tiempos de cambio y desarrollo, como fue recientemente el sistema de justicia penal; por lo consiguiente asumimos un mayor compromiso con la sociedad guerrerense, capacitándonos día a día, muchas veces con recurso personal; trabajando horas extras a cualquier hora del día o la noche, desvelándonos, sin comer y trasladándonos a zonas de alto riesgo”, se lee en el documento al que tuvo acceso este medio.

Afirmaron que el trabajo de los agentes del Ministerio Público, policías ministeriales y peritos es de calidad, “acorde a los tiempos de inseguridad” que padece Guerrero, además de que su labor es indispensable para que la sociedad tenga acceso a la justicia y se logre el esclarecimiento de hechos delictivos.

“Siendo estos los motivos por los cuales consideramos que es de suma importancia que se dignifique la labor que realizamos, obteniendo mejores salarios y prestaciones para poder ofrecer a nuestras familias una mejor calidad de vida”.

El personal de la FGE explicó que en reiteradas ocasiones se ha dirigido al titular de la FGE, Xavier Olea Peláez, y al gobernador Héctor Astudillo Flores para plantear estas demandas, sin embargo no han tenido respuestas favorables bajo el argumento de que esa institución no cuenta con el presupuesto suficiente.

En cuanto al salario, los solicitantes no expresaron un monto específico o el porcentaje que requieren de incremento y se limitaron a pedir que éste sea digno, decoroso y suficiente para satisfacer las necesidades de sus familias, “tomando en cuenta el alto riesgo de nuestras labores, considerando para ello los sueldos que tienen nuestros homólogos de otras entidades”.

Pidieron que en 2018 el presupuesto sea suficiente para que se les pague una prestación denominada “dotación complementaria”, que se les entrega cada fin de año. Explicaron que esta prestación la perciben desde 1999 y comenzó con pagos de entre 60 mil y 25 mil pesos, sin embargo al paso de los años los montos han disminuido a cuatro mil pesos.

Recordaron que, tras varias protestas, para 2017 lograrán un pago de entre 20 mil y cuatro mil pesos, que les será entregado en dos exhibiciones, “sin embargo año con año se vive la incertidumbre de que si se nos otorgará dicho estímulo y de cuánto será el monto, en razón de ello solicitamos que se retomen las cantidades iniciales o en su defecto se realice el pago por las cantidades que se dieron este año pero en una sola exhibición”.

Expresaron que el personal administrativo percibe mensualmente mil pesos de bono de riesgo, pese a que su labor es de ofician, mientras que los trabajadores operativos, que son los que realizan labores de investigación y se carean con los delincuentes en las audiencias, no gozan de esa prestación, por lo que pidieron también una asignación similar.