El fiscal general de Guerrero, Javier Olea Peláez dijo que pedirá al Grupo de Coordinación Guerrero extender el Operativo Chilapa a otras regiones de la entidad como Tierra Caliente y Acapulco; asimismo, se refirió a la detención de cinco miembros del grupo criminal Los Rojos en dicho municipio de la región Centro y del ataque armado en una fiesta en el municipio de Coyuca de Catalán.

"Voy a pedir al Grupo de Coordinación Guerrero que extendamos (el operativo) a Tierra Caliente, e incluso a Acapulco. Es tanto lo que hay que hacer que realmente pues no se ve, pero sí estamos haciendo mucho", refirió, entrevistado en Grupo Multimagen.

Al funcionario estatal se le recordó que diariamente siguen ocurriendo hechos de violencia en la entidad, a lo que expresó:

"Desafortunadamente estas personas (los criminales) nacen como en maceta; es decir, se muere uno y nacen tres o cuatro. Entonces hay que tomar una aspiradora y tragarselos. Es verdaderamente muy difícil cuando hay tanta gente dedicada a esto".

Sin embargo, aseguró que existen detenciones y autos de formal prisión.

El fiscal se refirió a la detención de Geovanni Anastacio Parra El Chivo, presunto jefe de sicarios y segundo en mando de la organización criminal de Los Rojos, como una muestra de los avances del Operativo Chilapa.

"Esto demuestra que va avanzando el Operativo Chilapa, y esperamos detener esta semana a algunos miembros de Los Ardillos; es el otro grupo y seguir pegando", afirmó, y agregó que a más tardar mañana se pondrá a Él Chivo y a cuatro detenidos más a disposición de un juez penal.

Respecto a si la información obtenida de las declaraciones de criminales tiene alguna utilidad, el fiscal dijo que son datos que "se utilizan en inteligencia".

Cuestionado sobre su seguridad de que sean detenidos miembros de este grupo criminal, dijo que existen operativos de inteligencia de los que no puede detallar.

Sobre el ataque armado en una fiesta de quince años que dejó nueve muertos en El Cundancito, municipio de Coyuca de Catalán, dijo que entre los muertos se encuentran miembros del Cártel de la Sierra y del Cártel de Jalisco.

- ¿Fue un pleito entre familias? - le preguntaron

"No, lo que pasa es que fueron invitados a sentarse en la mesa para platicar sobre sus limites de trasiego de la droga y los secuestros; no se pusieron de acuerdo y se agarraron a balazos", explicó.

Con información de Grupo Multimagen