Guerrero.- Aun con la presencia de la Guardia Nacional, en las siete regiones de Guerrero, los municipios no pueden deslindarse del tema de la seguridad, pues por ley son los primeros que tienen que atender ese rubro, expresó el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo Flores.

Entrevistado en Chilpancingo, luego de participar en la entrega de juguetes en la plaza cívica Primer Congreso de Anáhuac, el mandatario sentenció que los presidentes municipales “tiene que ocuparse y darla atención” al tema de seguridad.

En este contexto, aclaró que la recién conformada Guardia Nacional “no puede suplir” las acciones que le pertenecen a cada municipio en materia de seguridad y llamó a los alcaldes de la entidad a no evadir su responsabilidad en ese tema.

“El hilo más delgado han sido las policías municipales (…) no tengo un caso particular que señalar”, destacó el mandatario priista, sobre la situación de las corporaciones policiacas.

Y es que, desde el año 2014, se descubrió, por la desaparición de normalistas, la relación entre esa corporación con grupos delictivos en el municipio de Iguala, región Norte del estado.

Entre otros temas, el mandatario adelantó que el día de mañana se reunirá la Mesa de Coordinación para hablar sobre los terrenos que municipios donarán a la GN para la construcción tanto de cuarteles como de unidades habitacionales “como los tiene la Marina o el Ejército”.

Según el titular del poder Ejecutivo, hasta el día de hoy los municipios de Acapulco y Chilpancingo tienen avances sobre los predios a donar, y en otros casos se buscará qué lugares ocupará la corporación federal que realizará las construcciones con recurso propio.