México.- Por la falta de capacidad de dar seguridad en la región de Tierra Caliente, específicamente en Zirándaro de los Chávez, agentes de la Policía Estatal tienen que acompañar el desplazamiento forzado de familias.

En un comunicado, la Mesa de Coordinación para la Construcción de la Paz -donde convergen los tres órdenes de gobierno-, dieron a conocer un "recorrido se inspección" donde participaron policías y el Ejército Mexicano en Zirándaro.

Sin embargo, en la información y serie de imágenes difundidas destaca que las labores de seguridad se limitaron a acompañar el desplazamiento forzado de familias en el poblado de Cerano.

Según la información, ayer alrededor de las 11 de la mañana el pequeño poblado quedó en medio del fuego cruzado de dos grupos delictivo; uno de ellos se encontraba en el Cerano.

Como se ha denunciado en las últimas semanas, ninguna autoridad acudió a la zona sino hasta después del enfrentamiento, cuando llegaron agentes de distintas corporaciones policíacas y confirmaron que había rastros de disparos en la zona. aunque no hubo muertos ni heridos.

La incapacidad de dar seguridad al poblado llevó a que las familias abandonaran sus hogares y se trasladaran a la cabecera municipal, Zirándaro, resguardados por agentes.

"Con la finalidad de garantizar la integridad de las familias que habitan en dicha localidad los pobladores fueron trasladados a la cabecera municipal resguardados por Policías Estatales y Militares, sin que se registraran incidentes", señala el comunicado oficial.