México.- "Mientras hemos estado en el campo pesimista en el frente de crecimiento, creemos que la economía puede estar llegando a un punto de inflexión", de acuerdo con la nota de Credit Suisse realizada por el economista Alonso Cervera y publicada el viernes pasado.

"Esto representaría una significativa mejora relativa a la tasa de crecimiento estimada del 0.2% en 2019, pero sería todavía no alcanza el potencial, entre 2.0% y 2.5%", añadió.

La institución financiera considera que tres factores "estructurales que pueden facilitar una mejora" y contribuir a la confianza.

Los factores son: El lado técnico del gabinte toma ventaja frente al equipo menos técnico, una aparente mejora en la relación entre el personal de la presidencia, Hacienda y los empresarios, y la aparente reconsideración del presidente López Obrador de la importancia de la inversión privada en el sector energético.

"Creemos que estos elementos, junto con la acumulación de cerca de uno año de experiencia laboral en el gobierno, debería ayudar a restaurar la confianza hasta cierto punto", explicó.

El análisis se apoya también en la previsión de mejoras en las perspectivas en el sector industrial en especial en la producción de petróleo y la construcción, afectados desde hace varios años y meses, respectivamente.

"La mayor parte de la mejora en el crecimiento probablemente será impulsado por el sector industrial, donde la construcción y la minería representan aproximadamente el 40% de la producción", dijo.

"La mayor parte de la mejora en el crecimiento probablemente será impulsado por el sector industrial, donde la construcción y la minería representan aproximadamente el 40% de la producción", dijo.

Credit Suisse considera que la producción de petróleo por Pemex se estabilizará hacia 1.7 millones de barriles diarios (mbd), cifra que podría aumentar por los esfuerzos en explotar 20 campos petroleros pequeños en aguas poco profundas.

"Creemos que la producción de petróleo será clave variable para ver en 2020 y probablemente será la fuente de orgullo, al menos temporalmente, para el presidente", dijo.

La construcción está lista para recuperarse después del retroceso de 2019 "para olvidar" en especial en la Ciudad de México en tanto el gobierno local levante finalmente las restricciones en varios sitios.

En lo externo, Credit Suisse no prevé mayores adversidades y recuerda que su escenario central que la ratificación del T-MEC en Estados Unidos no ocurrirá en 2019 o 2020, por razones electorales principalmente.

En lo fiscal, Credit Suisse indica que la mayor prueba será en 2021 pues es un año electoral y surgirá la pregunta de si el gobierno federal seguirá siendo prudente con el manejo de las finanzas públicas en ese contexto, pero por ahora en lo que respecto al paquete económico 2020 no hay mayor preocupación.