#Trendy

Por jugar Pokémon Go! en iglesia, ruso podría pasar 5 años en prisión

Por Redacción, 2016-09-05 14:44

Ciudad de México.- Un famoso bloguero fue encarcelado por jugar Pokemon Go! en la iglesia de Todos los Santos en Yekateringurg, Rusia, y subir un video en YouTube de dicha acción.

Así, Ruslán Sokolovski violó la advertencia del gobierno ruso de que se prohibía jugar ese juego de realidad aumentada en lugares sagrados, bajo amenaza de ser acusados por leyes antiblasfemia.

Ahora, Sokolovski podría ser condenado a cinco años de cárcel, de acuerdo al comité de investigación local que explicó que el joven de 21 años está acusado de incitar al odio y ofender la sensibilidad religiosa.

El video que Ruslán subió a YouTube ya supera el millón de visitas, y en él el joven cuestiona cómo jugar con un Smartphone puede ofender a una iglesia.

Según el sitio web ruso Meduza, la policía comenzó a investigarlo apenas publicó el vídeo.

 Un portavoz de la Iglesia Ortodoxa rusa ha declarado que no ha sido el hecho de jugar a Pokémon Go! el problema, si no el carácter y el tono del vídeo.

En tanto, Amnistía Internacional (AI) pidió este lunes la liberación del joven, calificando la situación de absurda.

“Lo absurdo del caso del bloguero ruso encarcelado por jugar al Pokémon Go en una iglesia pone de manifiesto lo que ocurre cuando las autoridades tienen tan poco respeto por la libertad de expresión”, señalan.

#Trendy

Abuelito utiliza amenza de bomba como técnica para conquistar azafata

El hombre de 65 años, identificado con las iniciales Z.N., dijo a un tribunal de Belgrado que había conocido a una azafata de la aerolínea alemana Lufthansa y que quería salir con ella.

Por Redacción, 2019-07-21 14:00

México.-Cuando se trata de conseguir una cita con alguien que nos gusta podemos hacer muchas cosas e inventar otras tantas y en muchas ocasiones nos amparamos en el viejo y conocido refrán: ‘En la guerra y en el amor, todo se vale’.

Un serbio confesó haberse inventado que había una bomba en un avión del aeropuerto de Belgrado con la esperanza de retener en la ciudad a una azafata que le gustaba, informaron el sábado los medios de comunicación locales.

El hombre de 65 años, identificado con las iniciales Z.N., dijo a un tribunal de Belgrado que había conocido a una azafata de la aerolínea alemana Lufthansa y que quería salir con ella.

El miércoles, al no haber podido encontrarla en su hotel, llamó al aeropuerto Nikola Tesla e informó de que había una bomba en un avión de Lufthansa.

La idea, dijo, era mantenerla en la ciudad, informaron los medios de comunicación.

Avión aterriza de emergencia; recibió amenaza de bomba

Los 130 pasajeros y cinco miembros de la tripulación tuvieron que ser evacuados del avión y se vieron obligados a esperar varias horas mientras una unidad especial de la policía revisaba el avión, antes de que fuera autorizado para salir hacia Francfort.

La policía localizó al culpable después de rastrear el teléfono fijo que había utilizado para hacer la llamada.

El tribunal ordenó que el hombre permanezca detenido durante 30 días antes de que se le acuse formalmente por el episodio.

#Ciencia y tecnología

Empezar tu día con un helado te hará más inteligente: estudio

La investigación realizada en la Universidad de Kyorin descubrió que desayunar helado a primera hora de la mañana ayudaba al rendimiento mental.

Por Redacción, 2019-07-21 13:53

México.-Nada mejor para despertar.Un estudio realizado en Japón ha descubierto que desayunar helado podría ayudarte a mejorar tu estado de ánimo y a despertar más.

Pero antes de correr a buscar un bote de helado es necesario que sepas que con el que fue realizada la prueba no es uno comercial -que tiene mayor contenido de azúcar, jarabe de maíz y pectina.

La investigación realizada en la Universidad de Kyorin descubrió que desayunar helado a primera hora de la mañana ayudaba a despertar, mejoraba el estado de ánimo y el rendimiento mental, es decir ser más inteligente.

#Ciencia y tecnología

Ellen Ochoa rompe paradigmas, es la primera hispana en llegar a la Luna

La astronauta afirma que las mujeres y las minorías necesitan destacar para ser tomadas en serio.

Por Redacción, 2019-07-21 13:36

México.-Tenía 11 años cuando millones de personas seguían en blanco y negro un viaje hasta entonces impensable: La llegada a la Luna. Hoy, pasados 50 años y convertida en la primera hispana en viajar al espacio, Ellen Ochoa afirma que las mujeres y las minorías necesitan destacar para ser tomadas en serio.

«Nadie preguntaría a una chica en 1969 ¿Quieres crecer y convertirte en una astronauta?», reflexiona Ochoa en una entrevista telefónica con Efe.

Esta californiana, cuyos abuelos eran mexicanos, formó parte de la tripulación del transbordador Discovery en 1993 tras superar numerosas barreras y romper con estereotipos.

«Cuando hablamos de campos como la Ciencia y la Ingeniería, no hay tantas mujeres como en otras áreas. Tampoco hay hispanos o afroamericanos en la misma proporción que están en la población. Por lo que, sabes, a veces ves a gente que tiene una creencia innata de que no eres tan capaz como otros», subraya.

En su opinión, «esto no se basa en nada, solo se fundamenta en el hecho de que no ven a tanta gente que se parezca a ti en el ámbito en el que estás, en los campos de la Ciencia y la Ingeniería Aeroespacial».

«Y creo, añade, que eso significa que las mujeres y otras minorías infrarrepresentadas tienen que demostrar su valor de una manera que los hombres blancos no tienen. En otras palabras, no es suficiente estar en la media, tienes que destacar para ser tomado en serio».

Cuando se cumplen 50 años de la llegada del ser humano a la Luna, Ochoa considera que este fue el evento que marcó el siglo pasado.

«Creo que es probablemente el único evento que definirá el siglo XX», afirma a propósito del alunizaje del Apolo 11 aquel 20 de julio de 1969.

La científica califica como «enorme» lo que esta misión permitió alcanzar en términos de establecer una meta, superar desafíos y cumplir un trabajo en equipo, pero principalmente en cuanto a conocimiento sobre nuestro vecino más próximo.

«Creo que olvidamos que realmente no sabíamos mucho sobre nuestra Luna antes de hacer esta empoderadora misión», agrega esta mujer que de simple observadora de la histórica travesía logró convertirse, tras incontables horas de estudio y trabajo, en ingeniera de investigación de la NASA en 1988 y dos años después en astronauta.

Esta física, que consiguió inscribir su nombre de raíces latinas en el Salón de la Fama de los Astronautas de Estados Unidos, un sitio reservado también para Neil Armstrong -el encargado de imprimir su huella sobre la superficie lunar-, destaca el conocimiento científico que aportó esa histórica travesía.

«Las rocas más jóvenes en la Luna son básicamente las rocas más antiguas de la Tierra y realmente nos dan acceso a la realidad de la Tierra primitiva», explica Ochoa.

Mirando al futuro, esta doctora en ingeniería eléctrica, que cumplió cuatro misiones y acumuló casi mil horas en órbita, opina que es un «momento interesante» para estar involucrado en el sector aeroespacial, pues crecen las expectativas de volver a la Luna y está la vista puesta en Marte.

«En el lado del Gobierno, en el lado de la NASA, estamos, por supuesto, operando la Estación Espacial Internacional (EEI) y estamos desarrollando la capacidad de enviar gente a la Luna para que aterrice allí y luego para ir a otros destinos como Marte», indicó.

Pero además Ochoa, que fue la segunda mujer en estar al frente del Centro Espacial Johnson, que tiene a su cargo dirigir y supervisar las misiones tripuladas, detalla que desde el sector privado hay proyectos que involucran a varias empresas.

«Hay dos compañías, SpaceX y Boeing, que se encuentran en medio del desarrollo de la capacidad de llevar astronautas hacia y desde la Estación Espacial Internacional. Esperamos ver esas pruebas como a finales de este año o el próximo», sostiene.

Estos acuerdos, explica, están basados en «un modelo muy diferente» al que la NASA ha usado en el pasado, en los que las compañías cedían a la agencia estadounidense las naves que desarrollaban para que las operara como su propietaria.

Con los nuevos acuerdos, SpaceX y Boeing mantienen la propiedad de los vehículos, los operan y «tienen la oportunidad de vender sus servicios a muchos otros clientes, no solo a la NASA», afirma Ochoa, quien se abstiene de predecir si en los próximos años se impondrá el turismo o los intereses científicos en la carrera espacial.

«Tenemos una economía de mercado y realmente es el mercado el que determinará si son los turistas los primeros o las empresas que están interesadas en explorar y desarrollar nuevos productos», puntualiza Ochoa, quien ve con optimismo que se estén ampliando cada día las capacidades del sector.