Ciudad de México.-Llega el 1 de septiembre y el nombre Green Day corre como la pólvora entre los usuarios de Twitter.

Algún despistado no entiende por qué es tendencia en la red social, pero basta con que haga click en el grupo para entender a qué se debe. La banda estadounidense nos cantó 'Wake me up when September ends' ('Despiértame cuando septiembre acabe') cuando terminaba el verano de 2005 y desde entonces acompasamos nuestra nostalgia veraniega con sus acordes.

'Here comes the rain again / Falling from the stars / Drenched in my pain again / Becoming who we are', dice la letra que nos hace echar de menos esa libertad aniñada que vivimos en verano (en español 'Aquí vuelve la lluvia / Cayendo desde las estrellas / Empapado de nuevo en mi dolor / Convirtiéndome en quienes somos'.

Pero si la letra ya era lo suficientemente triste como para desatar la melancolía nada más llegar primeros de septiembre, más aún lo era la historia que había detrás de las metáforas. Billie Joe Armstrong, la voz del grupo, escribió las estrofas para rememorar a su padre, que murió de cáncer de esófago cuando el cantante tenía diez años.

Mientras los de Green Day se colocan como los más melancólicos del verano desde hace quince años, hay otros que llevan desde 1978 provocando sentimientos más positivos que los de un padre fallecido y unos meses de desinhibirse que llegan a su fin. Hablamos de Earth, Wind & Fire, el grupo chicagüense que lanzó un auténtico hit con 'September'.

Y no es que su tema no despertara nostalgia, solo que, al contrario que 'Wake me up when September ends', la letra de esta evoca episodios de la vida que permanecen felizmente guardados en nuestra memoria. 'Do you remember the 21st night of September? / Love was changing the minds of pretenders' (en español '¿Recuerdas la noche del 21 de septiembre? / El amor estaba cambiando la mente de los pretendientes').

Eso unido al ritmo bailable que caracteriza a la canción, cuarenta años después de su lanzamiento 'September' sigue siendo uno de esos temas que nos ponemos para alegrarnos el día en septiembre o en cualquier época del año.

Y de Earth Wind & Fire pasamos a 'September song', una canción que resulta imposible atribuir a un solo autor. Sería injusto no mencionar a Kurt Weill y Maxwell Anderson como compositores (el primero de la melodía y el segundo de la letra) y a Walter Huston como el primero que la interpretó en 1938, pero lo cierto es que la canción se ha popularizado más por las múltiples versiones posteriores que por la original.

Nombrando algunos de los 'covers' más conocidas, Frank Sinatra la versionó en dos ocasiones (1946 y 1962), Chet Baker hizo una pieza de jazz en 1959, Willie Nelson le dio un toque country en 1978 y Lou Reed la convirtió en un rock 'n' roll lento en 1985. Nos despedimos con esta última y con una parte de la letra que desvela el misterio de uno de los meses más nombrados por los artistas: cuando llega septiembre nos damos cuenta de que el tiempo pasa demasiado deprisa.

'For its a long, long while, from May to December / And the days grow short when you reach September ('Es largo el tiempo que pasa desde mayo hasta diciembre / Y los días se hacen cortos cuando llega septiembre').