México.-Las mujeres que consumen sopas instantáneas dos o más veces a la semana tienen un riesgo mayor de desarrollar una enfermedad cardíaca o diabetes, como parte del síndrome metabólico, según un estudio publicado en Journal of Nutrition.

El estudio encontró que al consumir con frecuencia este tipo de sopas las mujeres tienen un mayor riesgo de desarrollar algunos de estos padecimientos debido a las diferencias biológicas.

Además, la respuesta del cuerpo ante un químico llamado bisfenol A (BPA), el cual se utiliza para envasar los fideos en recipientes de espuma de poliestireno, difiere en las mujeres.

El químico interfiere con la forma en que las hormonas envían mensajes a través del cuerpo, específicamente el estrógeno, según dijeron los científicos de la Universidad de Harvard.

Las implicaciones para la salud podrían ser sustanciales, especialmente si las personas eligen alimentos más saludables. Algunas de estas enfermedades son:

  1. Síndrome metabólico

Este padecimiento es un grupo de afecciones que aumenta el riesgo de desarrollar enfermedad cardíaca, accidentes cerebrovasculares y diabetes tipo 2, según información de la Clínica Mayo. La mayoría de los trastornos asociados con este síndrome no tienen síntomas, aunque la circunferencia de la cintura puede ser un signo visible.

  1. Enfermedad cardíaca

Este término describe una gama de enfermedades que atacan el corazón, según la Clínica Mayo. Éstas comprenden enfermedades de los vasos sanguíneos, como problemas con el ritmo cardíaco, y defectos cardíacos con los que se ha nacido. Algunos de sus síntomas incluyen dolor en el pecho y dificultad para respirar.

  1. Diabetes

Este padecimiento se manifiesta a través de la coloración café en la parte posterior del cuello, aumento de sed, hambre y orina; así como un pérdida inexplicable de peso, señala el endocrinólogo Jorge Gómez Sánchez. Ocurre cuando el organismo es incapaz de producir o utilizar correctamente la insulina.

  1. Derrame cerebral

También conocido como accidente cerebrovascular, este padecimiento ocurre cuando se detiene el flujo sanguíneo al cerebro, lo que ocasiona que las células comiencen a morir a los pocos minutos de no recibir oxígeno al cerebro. Algunos de sus síntomas son entumecimiento o debilidad repentina en cara, brazo o pierna; así como confusión repentina, según MedlinePlus.