México, Notimex.-En medio de un clima de tensión en las cárceles del país con motines y enfrentamientos dentro de los establecimientos, el presidente Alberto Fernández avaló ayer que los presos comunes que integren los grupos de riesgo de contagio de coronavirus salgan de prisión y accedan al beneficio de la domiciliaria.

"Las cárceles son un lugar de concentración humana muy riesgosa. El contagio y la contaminación pueden darse con muchísima facilidad", arrancó el Presidente que se mostró a favor de las "libertades restringidas" con dispositivos electrónicos para controlar a los detenidos fuera de las cárceles.

Fue la primera vez que el Presidente se refirió directamente a la bomba de tiempo en que se convirtieron las cárceles tras la expansión de la pandemia. En las últimas semanas hubo motines en la cárcel de Devoto, y en los penales de Florencio Varela, Santa Fe y Corrientes.

"Intento que podamos controlarlo de manera racional, pero no es un problema solo de la Argentina", dijo Fernández en una entrevista radial y pidió "seriedad" a la oposición para tratar el tema. En el centro de las críticas puso a la ex ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.

"Cada dos por tres leo un tuit donde dice que queremos indultar. Acá en la Argentina algunos no hacen un análisis y dicen 'quieren liberar para buscar la impunidad'. No es eso", dijo Fernández.