Puerto Príncipe, (Notimex).- El presidente de Haití, Jovenel Moses, llamó a sus oponentes a respetar la Constitución y restablecer el orden en el país, que entra hoy a un cuarto día de huelga general, en protesta a la desaparición de miles de millones de dólares de un fondo de ayuda venezolano.

En un mensaje a la nación, difundido la víspera por la Televisión Nacional de Haití (TNH), Moses recordó a sus oponentes que el país ha tenido una Constitución basada en la democracia durante más de 30 años y que gracias a ello cada ciudadano puede expresarse libremente, sin restricciones.

Sin hacer mención a las protestas del fin de semana y a la huelga general iniciada el lunes pasado y que ha paralizado todas las actividades en Puerto Príncipe y otras ciudades de Haití, el mandatario afirmó que la democracia exige sacrificios y respeto por las reglas.

"Durante los cinco años de mi presidencia, nadie, quiero decir, nadie bajo ningún pretexto puede amenazar los intereses del país o poner a la nación en peligro", subrayó Moses a sus oponentes políticos y manifestantes que exigen su renuncia, según reporte del diario Le Nouvelliste en línea.

Miles de haitianos marcharon el sábado y domingo pasado en Puerto Príncipe y otras partes del país pidiendo una investigación sobre la desaparición de 3.8 mil millones de dólares que Haití recibió de Venezuela como parte de un programa de asistencia petrolera.

Los manifestantes exigen al gobierno la rendición de cuentas por el uso del fondo PetroCaribe y la renuncia del presidente por su indiferencia a investigar el presunto caso de corrupción en el que estarían involucrado varias figuras de su gobierno.

En un discurso a la nación de unos seis minutos, el Presidente de la República reiteró su llamado al diálogo e invitó a sus opones a restablecer el orden y a esperar las elecciones del 2021 para tomar el poder.

"La batalla política debe ser sobre ideas, sobre discusiones que conduzcan a elecciones. No se puede hacer en los descansos... ", dijo el jefe de Estado, quien asumió su cargo en febrero de 2017, tras su triunfo electoral en los comicios de noviembre de 2016.

Moses recordó al policía Jurond Durosier, asesinado en días pasado y subrayó que nada puede justificar amenazas de muerte o asesinatos, por lo que “cualquier ofensor a sus principios será castigado por la justicia”, indicó.

"El policía Jurond Durosier que sirvió a su país de manera competente fue asesinado por bandidos en condiciones deshonrosas", indicó.

Sin embargo, el mandatario omitió la masacre en La Saline donde, según organizaciones de derechos humanos, la semana pasada fueron asesinadas unas 20 personas, cuyos cuerpos fueron quemados o arrojados sobre pilas de chatarra.

Al final de su mensaje, Moses destacó que pidió al primer ministro, Jean-Henry Céant, reunirse con personas en todos los sectores y todas las tendencias para garantizar la seguridad de las vidas y la propiedad de los haitianos.

"El gobierno debe tomar todas las medidas necesarias para restablecer la paz en el país y el apaciguamiento social en los barrios desfavorecidos...", apuntó el jefe de Estado haitiano.