México.- Para evitar que la creación de partidos se convierta "en un botín o negocio familiar", la diputada de Morena, Mariana García Guillén, presentó una iniciativa de reforma a la Ley de Instituciones y Procedimientos Electorales del Estado de Guerrero que busca elevar de 3 a 5% el porcentaje de la votación mínima requerida para que los partidos políticos mantengan su registro.

Al presentar la iniciativa en la sesión de ayer, la diputada criticó que en Guerrero se tiene antecedentes de “pequeños grupos” que inducen arbitrariamente a la simulación de procesos democráticos para conseguir su subsistencia a costa del erario que permite el financiamiento de los partidos políticos por pequeños que estos sean.

Recordó al Partido Socialista de México (PSM), Partido Socialista de Guerrero (PSG), Partido Impulso Humanista (PIH), Partido del Pueblo de Guerrero (PPG), quienes al no alcanzar el 3 por ciento de la votación, pierden sus registros.

“En Guerrero, tenemos umbrales de representación muy bajos a pesar del enorme descontento social por los costos de la democracia, lo que incita a la creación de partidos políticos sin una verdadera y legítima representación popular”, justificó.

En el estado se exige a los partidos políticos, un mínimo de 3 por ciento de los votos obtenidos en la última elección, como requisito indispensable para participar en la próxima elección, y de no alcanzar dicho umbral, en automático se cancela dicho registro y el partido entra en liquidación de los bienes que fueron obtenidos durante su vigencia.

García Guillén justificó que al elevar de 3 a 5 por ciento, se vigoriza el sistema de partidos en Guerrero, se estimulará la aparición de organizaciones políticas que sí representen los intereses de un sector amplio de la población, y se evita la existencia de partidos oportunistas; además de erradicar la creación de partidos-familia o partidos-negocio.