#Creativos

Reconocen a Beatriz Espejo con premio “Inés Arredondo” de Literatura

El premio que busca reconocer a escritoras mexicanas mayores de 55 años que hayan desarrollado una obra valiosa en cualquier género literario y cuya trayectoria, reconocida por la crítica.

Por Redacción, 2018-08-08 15:54

Por su “trayectoria sólida como creadora de ficción narrativa y ensayo. Además de ser impulsora de escritoras mexicanas y extranjeras, así como una de las mayores promotoras en el género del cuento”, la escritora Beatriz Espejo es la ganadora de la primera edición del Premio Bellas Artes de Literatura Inés Arredondo.

Lo anterior consta en el acta de dicho premio que busca reconocer a escritoras mexicanas mayores de 55 años que hayan desarrollado una obra valiosa en cualquier género literario y cuya trayectoria, reconocida por la crítica, lectoras y lectores, haya enaltecido la literatura mexicana.

La Secretaría de Cultura, por medio del Instituto Nacional de Bellas Artes, el Gobierno del Estado de Sinaloa, a través del Instituto Sinaloense de Cultura, y la Universidad Autónoma de Sinaloa convocan este premio. El jurado estuvo integrado por María Baranda, Silvia Molina y Eduardo Antonio Parra, quienes decidieron, por mayoría, otorgar este reconocimiento a la escritora veracruzana.

“Beatriz Espejo tiene una trayectoria de muchos años; es cuentista, novelista y se ha caracterizado por la promoción que ha hecho de la literatura escrita por mujeres. Desde luego ha escrito sobre Inés Arredondo y otras escritoras, no solamente mexicanas”, comentó en entrevista para el INBA, Silvia Molina.

En su oportunidad, María Baranda expresó: “Es importante este premio porque es poner en la mira a una de nuestras grandes cuentistas: Inés Arredondo. Ojalá que esto ponga a la misma Inés en circulación, que se vuelva a generar una ola de lectura entre generaciones más jóvenes, entonces creo que es por doble partida este premio”.

Eduardo Antonio Parra dijo que “Beatriz tiene una trayectoria bastante sólida y en su labor ensayística ha contribuido a fijar el canon de la narrativa escrita por mujeres, de alguna manera. Su obra no desmerece tanto en el cuento como en el ensayo, sobre todo, y además por otra de sus facetas que es la de ayudar a los jóvenes escritores en su formación, no nada más como maestra universitaria, sino dando talleres, asesorando. Ha puesto muy visible para los lectores la cuestión de la literatura escrita por mujeres, sobre todo en libros colectivos. Es un premio bastante merecido”.

Beatriz Espejo nació en Veracruz, Veracruz, el 19 de septiembre de 1939. Estudió el doctorado en Letras españolas en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM, donde también fue profesora, así como en algunos colegios particulares. Es además investigadora del Instituto de Investigaciones Filológicas de la UNAM y directora fundadora de El Rehilete. Ha traducido a Katherine Anne Porter y Katherine Mansfield.

Obtuvo el Premio Magda Donato por Julio Torri, voyerista desencantado; el Premio Nacional de Narrativa Colima para Obra Publicada 1993 por “El cantar del pecador” y el Premio Nacional de Cuento San Luis Potosí 1996 por “Alta costura”.

Entre otras distinciones, recibió la Medalla al Mérito Literario Yucatán 2000; el Premio Universidad Nacional en el área de Creación artística y extensión de la cultura, 2006, así como la Medalla Bellas Artes, en 2009, como un reconocimiento a sus más de 50 años de trabajo literario. En 2001, el municipio de Oxkutzcab, Yucatán, creó el Premio Nacional de Cuento Beatriz Espejo.

La secretaria de Cultura, María Cristina García Cepeda celebró en su cuenta de Twitter este reconocimiento.

#Creativos

Juan José Arreola es recordado con nueva edición de su “Bestiario”

El álbum “Punta de plata” fue publicado por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) en 1959, acompañado por los textos de Juan José Arreola.

Por Redacción, 2018-09-21 16:50

México, (Notimex).- En honor al escritor Juan José Arreola por el centenario de su natalicio, Editorial Planeta, bajo el sello de Joaquín Mortiz, presentó la nueva edición del libro “Punta de plata/Bestiario” e inauguró una exposición con obras de Héctor Xavier.

En la ceremonia, que se realizó en el patio de la Fundación de la Universidad del Claustro de Sor Juana, la poeta Davi Xavier, hija de Héctor Xavier, relató que su padre realizó en 1958 una serie de 24 dibujos de animales trabajados en el Zoológico de Chapultepec, con la antigua técnica punta de plata.

El álbum “Punta de plata” fue publicado por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) en 1959, acompañado por los textos de Juan José Arreola.

Durante su participación, Davi Xavier expresó que su padre fue un artista muy comprometido con su arte y siempre se impuso grandes retos, cuando era niño, en las playas de Tuxpan, Veracruz, dibujaba con una varita sobre la arena, antes de que la ola borrara los trazos.

Abundó que su progenitor dijo en alguna ocasión: “El dibujo para mí es la voz del hombre, y mejor aún si cumple con la necesidad comunicativa del artista. El dibujo es un acto de la inteligencia”.

La poeta señaló que para ella cada dibujo significó una obra terminada, la técnica que utilizó fue la tinta china, japonesa, la punta de plata y en algún tiempo la punta de oro.

Relató que su padre y Juan José Arreola realizaron juntos el magnífico álbum “Punta de plata”, con los 24 dibujos y los textos de Arreola, que fue publicado por primera vez en la imprenta en 1959, y posteriormente hubo una edición facsimilar en 1993.

“En el marco del centenario de Juan José Arreola celebramos los 60 años del prodigio de dos grandes artistas, como escribió el crítico de arte Jorge Alberto Manrique: ‘No se sabe qué admirar más, si la precisión, corrección, elegancia y refinado humor de Arreola o las virtudes de Héctor Xavier”, apuntó.

Por su parte, el músico y nieto de Arreola, José María Arreola, comentó que se siente extremadamente relacionado con el libro de “Punta de plata/Bestiario”, porque el espectáculo que hace Alonso, su hermano, que se llama “Arreola por Arreola de bestias y prodigios”, donde justamente el hilo conductor o lo que atraviesa el espectáculo es el texto.

“No se trata de un libro escrito, sino es dictado a un José Emilio Pacheco muy joven, en medio de la premura y entrega. De tal suerte que ese espectáculo está tocado por esa magia de mi abuelo dictando un libro a un escritor joven como Pacheco, pero lo que resulta deslumbrante y da fe de su capacidad literaria y oral, es que después de eso hubo pocas correcciones desde el punto de vista ortográfico”, apuntó.

Luego de la presentación de la nueva edición del libro, se inauguró la exposición “Punta de plata”, que estará vigente hasta el 19 de octubre y la conforman los dibujos de Héctor Xavier, que incluye figuras como cabra, venado, león, hipopótamo, chimpancé y buitre, entre otros.

#Creativos

Exhiben obras de artistas de Chiapas en festival de Nueva York

Los portafolios presentados retratan el surgimiento del zapatismo y el arribo de refugiados guatemaltecos en la década de 1980.

Por Redacción, 2018-09-21 16:46

Nueva York, (Notimex).- La séptima edición del prestigioso festival de Photoville en Nueva York dedica una de sus exposiciones a fotógrafos del estado mexicano de Chiapas, enfocados en retratar los movimientos sociales y la vida diaria de comunidades indígenas de la entidad.

Titulada (con)Secuencias, la exposición cuenta con fotografías de José Angel Rodríguez, quien ha retratado poblaciones desplazadas en Chiapas, en el sur de México, durante más de 40 años; y Maruch Santíz, quien se ha dedicado a narrar la experiencia de su comunidad tzotzil maya.

La exposición cuenta también con fotografías del colectivo Tragameluz, conformado por unos 20 artistas y aficionados a la fotografía que durante 17 años han desarrollado discursos visuales basados en experiencias colectivas.

La exposición fue promovida por Bats’i Lab, un organismo sin fines de lucro en la ciudad de San Cristóbal de las Casas que promueve la fotografía en Chiapas, y que busca expandir el alcance de los fotógrafos de la entidad. El organismo fue fundado hace dos años por Pablo Farías e Issac Guzmán.

“Nuestro interés era mostrar una trayectoria de continuidad en la fotografía de Chiapas que se relacionara con el trabajo actual de fotógrafos chiapanecos que usan la fotografía para contar historias sobre procesos sociales o sobre su entorno, cultural y tradición”, explicó Farías.

Los portafolios presentados retratan el surgimiento del zapatismo y el arribo de refugiados guatemaltecos en la década de 1980; la vida en una comunidad tzotzil de los altos de Chiapas; y aspectos de movilizaciones sociales contemporáneas.

“Tomamos esos tres portafolios porque son ejemplos interesantes de las fotos utilizadas para crear una narrativa visual clara para alimentar la discusión y los procesos comunitarios en Chiapas y en México”, señaló Farías en entrevista con Notimex.

Farías, un fotógrafo de larga trayectoria, destacó que tales nociones impulsan también a Bats’i Lab, que busca mostrar que las fotografías no son sólo entretenimiento, sino que forman parte de un entramado que contribuye a construir la memoria colectiva y la participación social.

Montada en el parque del puente de Brooklyn, Photoville reúne obras de más de 600 artistas en 90 exposiciones de fotografía al aire libre o desplegadas dentro de contenedores industriales. La entrada a la exposición, montada solo durante septiembre, es gratuita.

Issac Guzmán, fotógrafo fundador de Tragameluz, destacó que este colectivo pretende impulsar la fotografías de Chiapas desde visiones múltiples, y observar desde varias perspectivas un mismo tema. La intención, además, es generar polos de creación alternativos a la Ciudad de México.

“Nos identificamos como una organización libre que trata de llevar a la población la aportación de cada integrante, quienes son muy diversos. Muchos compañeros que toman las fotos tienen otras profesiones, como enfermeras o escritores, y tratamos de integrarlos como comunidad”, dijo Guzmán.

El título de (con)Secuencias alude al poder de la fotografía para generar un diálogo, primero al contar una historia y luego para provocar una reacción tanto del sujeto de la imagen como de los espectadores que la contemplan más tarde en una exposición.

“Lo que intentamos hacer como colectivo es interpelar al espectador para que la fotos generen consecuencias más allá de la simple imagen”, enfatizó Guzmán.

#Creativos

Sergio Ramírez recibirá Honoris Causa 2018 por la UALN

El reconocimiento será entregado el 27 de septiembre, en la Facultad de Filosofía y Letras de la UALN, según la agenda de dicha universidad.

Por Redacción, 2018-09-20 16:20

México.-El escritor nicaragüense Sergio Ramírez, Premio Cervantes 2017, anunció hoy que recibirá el doctorado Honoris Causa 2018, por la Universidad Autónoma de Nuevo León (UALN), en Monterrey, México.

“Nuevamente tengo el placer y honor de visitar México, en esta ocasión por la investidura del doctorado Honoris Causa por parte de la Universidad Autónoma de Nuevo León en Monterrey, que celebra su 85 aniversario”, informó Ramírez, en sus redes sociales.

El autor de Margarita está linda la mar, Premio Alfaguara de Novela 1998, adelantó que recibirá el reconocimiento junto con la leyenda vivienda del cine mexicano Ignacio López Tarso, y el exrector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) José Sarukhán Kermez.

El reconocimiento será entregado el 27 de septiembre, en la Facultad de Filosofía y Letras de la UALN, según la agenda de dicha universidad.

Ramírez, también autor de Ya nadie llora por mí, tiene el doctorado Honoris Causa de cinco universidades de América y Europa.

El escritor de Mil y una muertes ha ganado al menos nueve importantes premios internacionales de literatura, ha sido traducido a 17 idiomas, y siete países lo han condecorado.

El novelista, de 76 años, es uno de los escritores vivos más prestigiosos de Latinoamérica.

Ramírez fue vicepresidente de Nicaragua entre 1985 y 1990, tras lo cual abandonó el Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN).