Chilpancingo, Guerrero.- En Guerrero se vive una calamidad ante la violencia que se registra a diario, y el recorte del gobierno federal en materia de seguridad es un atentado contra la ciudadanía y sólo agravará el problema, advirtió el presidente estatal de Morena, Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros.

Consultado vía telefónica, exigió al gobierno del estado que asuma su responsabilidad en el tema de la violencia, y garantice la seguridad de los guerrerenses, pues la entidad es una de las violentas del país, y ocupa el primer lugar en feminicidios.

“Es gravísimo, no deben de hacer los recortes en materia de seguridad, nosotros estamos sufriendo una calamidad en Guerrero por la violencia”, dijo.

Sandoval Ballesteros, crítico y calificó de absurdo que en la propuesta del presupuesto de Egresos del gobierno federal haya quitado el recurso destinado a la prevención del delito en los estados.

“En materia de seguridad lo que se recorta es prevención del delito, algo absurdo. Morena dice no a estos recortes (…) van a impactar a Guerrero, es el estado donde hay más muertes violentas, tenemos el número uno en feminicidios”, lamentó.

El líder de Morena dijo que la violencia genera más violencia, y no piden mayor presupuesto para armas ni policías, sino para prevención del delito, programas sociales, atención a la salud y mejoramiento de vivienda, “lo que está comprobado que ayuda a disminuir los hechos de violencia”.

Condenó que la austeridad anunciada por el gobierno federal no aplique para ellos, pues hacen recortes también en salud y educación, pero disminuyen los gastos destinados a la presidencia de la república, diputados federales y senadores.