Un grupo de seis mil 400 empleados de una empresa de un multimillonario chino llegó a Francia de vacaciones, en un plan de su empleador para que visiten enclaves del país europeo.

El grupo comenzó su estancia a finales de la semana pasada en París y luego se trasladó al puerto de Niza, en donde batió varios récords, entre ellos el de la mayor delegación china jamás llegada a Europa.

Para alojar al grupo. la empresa Tiens tuvo que reservar 30 mil noches en 140 hoteles y reservar una visita privada al Museo del Louvre, además de cerrar unas conocidas galerías comerciales.

Sólo en la Costa Azul reservó cuatro mil 760 cuartos de 79 hoteles de cuatro y cinco estrellas exclusivamente, así como 146 camiones para los traslados en la región de la Costa Azul, en donde fue realizada una convención de la empresa, destacaron medios galos.

En Niza el grupo también superó el récord de la mayor frase formada por un grupo de personas vista del cielo, que fue registrado por comisarios del libro Guinness. El mensaje fue creado para conmemorar el aniversario de la empresa.

Li Jinyuan, presidente de la firma Tiens, quien pagó el viaje para el que fueron precisados entre 20 y 30 aviones de acuerdo a distintas fuentes, será recibido a mediados de esta semana por el ministro francés de Asuntos Extranjeros, Laurent Fabius.

“Para Francia este viaje es extremadamente interesante en el plano cultural, de intercambios y económico también”, comentó el canciller galo a la prensa.

De acuerdo con distintas fuentes, el costo total del viaje podría rondar los 20 millones de euros, unos 22 millones de dólares. (Notimex)