Guerrero.- Regidores y síndicos insisten en combinar sus actividades edilicias con la docencia o la salud; aunque en algunos casos la Comisión de Asuntos Políticos y Gobernación dictaminó en contra, los ediles han solicitado al Congreso reconsiderarlo.

Las regidoras Mirna Cayetano Ramírez y Nazhely Patrón Ramírez, de Chilapa y Olinalá, solicitaron a los diputados su autorización para desempeñar funciones edilicias y en la docencia.

Ellas se suman a una veintena de ediles que han pedido permiso para ocupar dos cargos. En algunos casos la Comisión de Asuntos Políticos y Gobernación dictaminó en contra y el pleno lo avaló.

En la sesión de ayer de la Comisión Permanente, las síndicas de Zihuatanejo, Margarita Díaz Rueda, y de Huitzuco de los Figueroa, Rocío Morales Díaz, pidieron al Congreso reconsiderar su negativa a su solicitud para realizar actividades docentes.

Entre los ediles a los que el Congreso le autorizó desempeñar otras funciones se encuentran: la regidora de Acapulco por Morena, Alva Patricia Batani Giles, quien seguirá cobrando en el área de Salud, al igual que el regidor de Ajuchitlán del Progreso, Miguel Ángel Cambrón Figueroa y la regidora de Chilpancingo, Blanca Alicia Camacho de la Cruz.

La Ley Orgánica del Municipio Libre y Soberano de Guerrero les permite a los regidores y síndicos desempeñarse en las áreas docentes, de la salud o de beneficencia, que “no afecten sus responsabilidades edilicias”, a juicio del Congreso del estado.

El artículo 31 la Ley Orgánica, señala: “Los síndicos y regidores durante su encargo podrán ser autorizados por el Cabildo para desempeñarse como servidores públicos federales, estatales o municipales, siempre que lo hagan en las áreas docentes, de la salud o de beneficencia, y no afecten sus responsabilidades edilicias, a juicio del Congreso del Estado”.