México.-La Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA, por sus siglas en inglés) mostró imágenes de un meteoro entrando a la atmosfera, que explotó a 26 kilómetros sobre el mar de Bering.

La explosión de la gran “bola de fuego” el pasado 18 de diciembre, término usado para meteoros brillantes visibles en un área amplia, desató 173 kilotones de energía, esto es 10 veces más la energía de la explosión de la bomba atómica sobre Hiroshima.

La agencia espacial estadunidense señala que dos de sus instrumentos a bordo del satélite Tierra capturaron las imágenes de los remanentes del gran meteoro.