México.- El líder del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), Carlos Romero Deschamps, fue denunciado por robo de combustible por el oficialista Movimiento Nacional de Transformación Petrolera (MNTP), dijo su principal dirigente, María de Lourdes Díaz Cruz, conocida como "Lula".

"En una denuncia de hechos entregada a la secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana señalamos a Romero Deschamps por involucrar al sindicato en el robo de combustible", dijo la también candidata a secretaria general del sindicato petrolero por la planilla que presenta el MNTP, que apoya al presidente Andrés Manuel López Obrador.

Romero Deschamps "orquestaba el robo de combustible, y cobraba derecho de piso [extorsiones] a los dueños de gasolineras, y los obligaba a comprarle combustible robado", sustraído a la petrolera estatal Petróleos Mexicanos (Pemex), afirmó la dirigente.

La "denuncia de hechos", de la cual entregó copia a Sputnik, recoge una serie de presuntos delitos como "corrupción, secuestros y golpizas" de adversarios, que habría ordenado el veterano líder del sindicato, que aglutina a unos 120.000 trabajadores petroleros.

Durante los 25 años al frente ese poderoso sindicato, Romero Deschamps también ha sido tres veces diputado y dos veces senador, por el exgobernante Partido Revolucionario Institucional (PRI).

Días antes de la toma de posesión de López Obrador, la dirigencia del movimiento petrolero que lo apoya, entregó al actual titular de la cartera federal de Seguridad Pública, Alfonso Durazo, la denuncia de una serie de presuntos delitos, que además incluyen "desvío de fondos del sindicato a campañas del PRI y secuestro de líderes de la resistencia, con amenazas a nuestra integridad", dijo Lula.

"En estos momentos tengo amenazas, mediante llamadas anónimas recibidas la semana pasada", y ha sido conminada a "pedir perdón por haber estado en la resistencia, con amenaza de que me va a eliminar", aseguró la dirigente que luchó durante décadas en las filas opositoras.

Deschamps niega rotundamente todas las acusaciones y acudió ante un juez federal a solicitar un amparo, contra cualquier orden judicial que lo cite a comparecer ante la justicia y solicitó tener acceso a cualquier investigación en su contra que haya sido presentada.