México.- La noche de los premios Oscar estuvo llena de momentos inolvidables para la actriz Salma Hayek. La veracruzana primero acaparó los reflectores por su impecable look y después porque pasó el resto de la velada en una sala de urgencias por un accidente; pero ahora sabemos que el pasado domingo protagonizó un divertido encuentro con el rapero Eminem, quien definitivamente fue una de las sorpresas más agradecidas durante la gala de los premios de La Academia.

La famosa mexicana dio detalles de la reunión que protagonizó con el cantante Marshall Mathers, mejor conocido como Eminem, con quien además posó para dos fotografías donde no lucieron nada cómodos.

“En estas imágenes podría parecer que Eminem y yo somos mejores amigos, pero lo que realmente sucedió es que mientras él salía del escenario y yo me preparaba para entrar, me sorprendió tanto verlo que le tiré agua encima”, explicó la actriz de 53 años para comenzar su alegre relato.

Salma agregó que en las imágenes, tanto ella como su compañero, tienen gestos extraños: “Me veo mortificada y él se ve aterrorizado de mí”.

Según la intérprete de Frida, sus caras forzadas ocurrieron gracias a sus intentos por superar el incómodo momento que protagonizaron tras bambalinas del Dolby Theatre de Los Ángeles, California,

“Mientras intentaba limpiarlo, lo abracé impulsivamente y le dije: ‘Encantado de conocerte, Eminem. ¡Soy una ENORME fan!’ Pero estaba muy decepcionada de haber hecho el ridículo al conocerlo...”, indicó Hayek sobre su encuentro.

La actriz también confesó que se sintió más aliviada cuando leyó una de las declaraciones de Eminem, quien celebró el encuentro como una de las mejores cosas de su noche.

“¡Me tocó abrazar a Salma Hayek!”, dijo Eminem a Variety.

El rapero se ganó el aplauso de todos los presentes durante la noche de los Oscar al interpretar la canción Lose Yourself, tema por el que en 2003 fue galardonado por La Academia como Mejor canción original, premio que no recogió.

Aquella noche tuvo un final diferente al que Salma Hayek pensó y es que culminó en la sala de urgencias del Centro Médico Cedars-Sinai, porque su acompañante, amiga y mánager Evelyn O’Neill sufrió un percance.

La propia Salma explicó que ambas mujeres tuvieron que suspender los festejos para revisar el brazo de O’Neill, en el hospital donde estuvieron toda la “noche de Los Oscars hasta que salió el sol”.

La actriz agradeció al equipo de médicos del Centro Médico Cedars-Sinai, quienes las atendieron durante la noche del pasado domingo, además les reconoció su profesionalismo y amabilidad.

“¡Y Evelyn, nunca había visto a nadie soportar tanto dolor con tanta gracia! ¡Eres una campeona!”, reconoció Salma Hayek en su publicación de Instagram, la cual hasta ahora ha recibido más de 232,333 Me gusta y cientos de comentarios.

“Esas son amigas en las buenas y en las malas”, “Eso habla mucho de ti, ya veo que eres una persona muy humana”, “Que buena amiga” y “Todos deberían tener un amigo como tú”, señalaron los seguidores de la intérprete de 53 años.