Cuautla, Morelos.- A través de una controversia constitucional el gobierno de Morelos logró que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ordenara a Cuautla dar marcha atrás a su acuerdo de Cabildo que permitía la reanudación de actividades no esenciales en el municipio.

“El gobierno del Estado de Morelos puntualiza que no se trata de un tema de carácter político, sino de una cuestión legal por la que el ayuntamiento de Cuautla deberá acatar los términos de la mencionada suspensión, una vez que reciba la notificación”, dijo Samuel Sotelo Salgado, consejero jurídico del gobierno estatal.

Ante la determinación del Ayuntamiento de Cuautla de ordenar la reapertura total de las actividades no esenciales a pesar de que Morelos se encuentra en semáforo rojo, el ejecutivo estatal tomó la decisión de presentar una Controversia Constitucional con el objeto de que se suspendiera el acuerdo de Cabildo y que en su lugar las autoridades municipales sean obligadas a cumplir con el “Acuerdo por el que se establecen los lineamientos técnicos específicos para la reapertura de las actividades económicas, laborales, sociales, educativas, culturales, de transporte y públicas en el estado de Morelos”, publicado en el número 5835 del Periódico Oficial “Tierra y Libertad”.

“Los acuerdos emitidos por el gobierno federal y estatal son de observancia obligatoria, tanto para los integrantes del Sistema Estatal de Salud, como para las autoridades civiles y los particulares, así como las secretarías, dependencias y entidades estatales y municipales en Morelos, quienes estarán obligadas a la instrumentación de las medidas preventivas contra la pandemia, lo cual el día de hoy fue confirmado por la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

“El gobierno del estado de Morelos reconoce que existen exigencias de reapertura motivadas, principalmente, por los efectos económicos de la pandemia, sin embargo, reiniciar actividades no esenciales en este momento implicaría un costo altísimo en términos de salud, además de que podría traer como consecuencia que no haya avances en la semaforización por la maximización de contagios que podría detonarse”, informó la administración estatal.

Una controversia constitucional en el mismo sentido fue presentada en contra del acuerdo de Cabildo de Cuernavaca que también permitió desde la semana pasada la reanudación de las actividades no esenciales y recreativas, como la operación de cines, centros comerciales y clubes de golf.