Morelos.- Ante el incremento de los asaltos, homicidios, secuestros, robos y extorsiones que viven a diario en su comunidad, vecinos del poblado de Acapantzingo, en Cuernavaca, Morelos, pidieron ayuda a la Guardia Nacional.

A través de lonas que colocaron afuera de sus casas y de un oficio enviado a esas fuerzas federales por el Ayudante municipal, los vecinos denunciaron la crisis de inseguridad que padecen.

“El tema de inseguridad es una ola que se ha presentado en todo el estado y en el municipio, sin embargo, en los últimos meses en el poblado de Acapantzingo se ha desbordado de una manera preocupante, ya los vecinos del poblado hemos perdido la paz, la tranquilidad y es preocupante, más cuando vemos la omisión o bien que las autoridades locales están siendo rebasadas.

“Hemos tenido un incremento preocupante en el tema de los asaltos a transeúntes en algunas zonas que son poco viables por la ciudadanía, que están a oscuras, se ven focos rojos en donde no hay alumbrado público, en algunas zonas marginadas, el tema de los asaltos a los comercios, recordemos que Acapantzingo tiene varias arterias comerciales, también hemos tenido incidentes en el robo de vehículos con lujo de violencia”, narró Gerardo Abarca Peña, ayudante municipal.

Pero hace unos días la inseguridad en la zona se recrudeció.

“De dos semanas a la fecha hemos tenido aproximadamente entre 8 y 10 robos de vehículos con armas de fuego, sí, con lujo de violencia, así como también por supuesto en el Ejido de Acapantzingo, que se ha convertido en un foco rojo donde la ausencia de la autoridad es mucho más notable.

“Sí hemos tenido heridos, hace unos días la Fiscalía General realizaba un operativo fuerte en el ejido por el tema de una persona secuestrada en una arena de espectáculos que está ahí en el ejido, así como también hace unos días la delincuencia utilizó unas de las calles del poblado para dejar un cuerpo sin vida”, agregó.

Las mantas y el oficio tuvieron efecto.

Autoridades de la Guardia Nacional arribaron a la comunidad y ofrecieron a los habitantes incrementar su presencia con el fin de inhibir los delitos.

También la Policía de Mando Coordinado de la Comisión Estatal de Seguridad, encargada de la seguridad en la zona, participó en el encuentro con los vecinos.

“En el recorrido que hicimos con la Comisión Estatal de Seguridad solicitamos que se cambie la estrategia, que podamos coordinarnos mejor, y por supuesto que se instaure la Guardia Nacional, la cual afortunadamente ya nos volteó a ver.

“Hace unos días varios vecinos colocaron lonas donde solicitaban la presencia de la Guardia Nacional ya que se sienten secuestrados en el mismo poblado y afortunadamente la Guardia Nacional arribó y se comprometió a seguir haciendo recorridos para por supuesto apoyar en el tema de seguridad”, dijo.

Pero los habitantes de Acapantzingo no solo deben sortear las acciones de la delincuencia común y organizada que opera en el poblado, sino también los abusos cometidos por los mismos policías encargados de brindarles seguridad.

“Tuvimos un hecho lamentable, es por eso que el día de hoy en una de las solicitudes que hacemos como ayudantía municipal es que intervengan otras áreas, como lo es Asuntos Internos, para que vigilen precisamente el proceder de los elementos que están a resguardo”, expresó el ayudante municipal.

Don Leopoldo Osorio, habitante de los Ejidos de Acapantzingo, contó parte de lo que ha vivido como vecino en los últimos días.

“La inseguridad ya llegó a un grado insoportable, aquí a 100 metros liberaron a una persona que estaba secuestrada; 100 metros más adelante mataron a dos personas, 100 metros ahí mismo robaron dos camionetas

“Después de las 7 de la noche las unidades de transporte ya no entran por temor a que se las quiten, los roban, los extorsionan y es un reclamo que hemos hecho, ha habido mucha inseguridad con todos los habitantes de la colonia, hace tiempo pusimos unas mantas en donde queríamos linchar a los secuestradores, o a los delincuentes, pero no les causa ningún temor a ellos, siguen con sus hechos delictivos y las autoridades, que es lo peor del caso, no se dan abasto para dar la seguridad que la población necesita”, dijo.

Don Leopoldo contó el intento de extorsión cometido por elementos de la Policía de Mando Coordinado.

“Aquí en la entrada del ejido los policías agarraron a dos personas que estaban tomándose una cerveza al lado de su casa y después los estaban extorsionando, obviamente ellos pusieron la alerta en el chat y nos juntamos todos y se generó un altercado con los policías, hubo forcejeos, hubo amenazas de los dos lados.

“Lo que nosotros queremos es seguridad para la población, no queremos problemas con los policías, queremos que ellos entiendan que estamos preocupados porque nos están pasando muchas cosas, robos, extorsiones, asesinatos, o sea, ¿qué mas les podemos decir? Secuestros”, expresó.

Con la entrada de la Guardia Nacional al poblado los vecinos aseguran que le darán otro voto de confianza a las autoridades en espera de que den resultados, pero si no lo hacen, no descartan la posibilidad de conformar guardias comunitarias para vigilar su pueblo.

“Somos institucionales, estamos agotando todas las instancias, trabajando de manera coordinada con las autoridades, haciéndoles un llamado a redoblar esfuerzos, sin embargo no descartamos como tú bien lo comentas la conformación de alguna guardia comunitaria en la cual pueda servir de apoyo a los elementos policiales y ver que de alguna manera podamos integrarnos los ciudadanos a mantener la seguridad y la paz en el poblado.

“Eso sería ante la falta de resultados, vamos a dar nuevamente el voto de confianza a las autoridades, afortunadamente ya la Guardia Nacional hizo arribo el día de hoy, se comprometió a estar de manera constante y atender al poblado como zona prioritaria, sin embargo vamos a esperar a ver los resultados”, dijo el ayudante municipal.